NOOLOGIAS

NOOLOGIAS
PRAXISXXI

noosfera de didaxis

noosfera de didaxis
discencia abierta..

El analfabeto del siglo XXI sera quien no sea incapaz de aprender, desaprender y reaprender

RED DE TRANAJO COLECTIVO

"SAMUEL ROBINSON"

Sociedad del Conocimiento

compartir.jpg
http://enlacedigital.com.ar/i/wp-content/uploads/prosumidores.jpg



El futuro será “colectivo” o no será. No hay más lugar para la toma de decisiones aisladas. La inteligencia colectiva permite compartir conocimientos unos con los otros. La cooperación y solidaridad mundial dependen hoy, entre muchas otras cosas, de las competencias y habilidades para navegar e indagar en el espacio de la información. Cuanto antes los grupos humanos se organicen en colectivos y/o redes inteligentes, en sujetos cognitivos abiertos, capaces de iniciativa, de imaginación y de reacciones rápidas, tanto mejor lograrán pensar y elaborar soluciones prácticas para los problemas complejos de la vida cotidiana.

Una de las preguntas que nos planteamos es sobre las motivaciones de los prosumidores –esos usuarios que han asumido un doble rol en la red, consumen contenidos pero al mismo tiempo aportan o crean nuevos contenidos- para participar activamente en los medios sociales –Web 2.0- .

¿Qué es lo que les motiva a dedicar tiempo a la Wikipedia, escribir en blogs –descartando a los profesionales-, colaborar en el desarrollo de software libre o compartir enlaces en Delicious o Digg, entre otras actividades?

De acuerdo con una entrada de Kayser-Bril, publicada en OWNI.fr, a primera vista y según estudios como los realizados el Instituto Tecnológico de Georgia en el 2005 – Why Do People Write for Wikipedia? Incentives to Contribute to Open-Content Publishing- o los realizados por investigadores Universidad de las Naciones Unidas - Wikipedia Survey – First Results, 9 de abril de 2009- la pertenencia a una comunidad, la reputación, el reconocimiento, etc, pueden ser gratificaciones que se consideran muchos más satisfactorias que las monetarias. El caso de Google Knol –la “Wikipedia de Google”, creada a finales 2007, que paga con una parte de los ingresos de la publicidad –AdSense- a los autores, está demostrando que la motivación monetaria, por el momento, tiene poco éxito de acuerdo con el análisis de Schonfeld en TechCrunch.


Algunos conceptos para comprender a qué nos referimos cuando hablamos de Web 2.0

-La red como plataforma
-Aprender en cualquier lugar
-Inteligencia colectiva
-Construcción social del conocimiento
-Aprender de los iguales
-Experiencias de usuario enriquecidas

prosumidores3.jpgskills3.jpg


Prosumidores al asalto: los usuarios se apropian de la red

En internet, hasta 1990, siempre habían quedado bien diferenciados los roles de productor y consumidor de contenidos, pero con la aparición de los sistemas de publicación personal (blogs, twitter, etc.) y otras aplicaciones (wikis), esos papeles ya no están tan claros y ha empezado a surgir el prosumidor. Todo apunta a que la amplificación del componente participativo en internet es parte de un fenómeno de socialización económica, impulsado por la innovación en la figura del usuario, que promueve el consumo productivo de una actitud que puede ser categorizada como la de infociudadano.


modelocomunicacion2.jpg







sábado, 23 de abril de 2011

SEMANA MAYOR: escuela de Naacal-ATLANTIDA....606 dias y contando....


Paso muy cercano de un asteroide

El 4 de febrero de 2011 se acercó a la Tierra un pequeño asteroide, 2011 CQ1, de entre 2 y 3 metros de diámetro, que llegó a estar a sólo 5.480km de la superficie de nuestro planeta, sobre Sudamérica. No se acercó tanto como para chocar contra la Tierra, pero se internó mucho dentro del "Cinturón Clarke" de satélites geosíncronos: MUY CERCA...... Cuando se produjo su descubrimiento, el objeto se encontraba ya bastante cerca de la Tierra, a sólo 11.855 km, y su detección es producto de la exhaustiva búsqueda de estos objetos por parte de distintos proyectos. Éste fue descubierto por R. A. Kowalski, del proyecto "Catalina Sky Survey" con una CCD + Schmidt de 0.68m. El objeto se movía a unos 6"/minuto y tenía magnitud 19. Unas horas después se pudo seguir su avance mediante acceso remoto al telescopio reflector de 0.35m f/3.8 reflector + CCD del Observatorio "Tzec Maun" en Nuevo Mexico. En el momento de la toma de imágenes, el 4 de febrero, "2011 CQ1″ se estaba moviendo a 23″/minuto y su magnitud era de 18.

 
 
 

Según una nota de prensa de la NASA/JPL del día siguiente, 5 de febrero, 2011 CQ1 es, hasta ahora, el objeto que se acercó más a la Tierra sin impactar, aproximándose hasta sólo 5.480 km de la superficie (0,85 radios terrestres) sobre una zona del Pacífico.  Antes de su aproximación, este objeto tenía una órbita de clase Apollo, con su mayor parte exterior a la órbita de la Tierra. Después de su acercamiento, la atracción gravitatoria de la Tierra ha modificado su órbita que ahora es de tipo Atenas, casi toda dentro de la órbita terrestre.




:::: LA ATLANTIDA ::::::


Esta historia comienza antes de la destrucción total causada por el diluvio universal, cuando aun existia otra civilizacion en la tierra que hoy en forma de leyenda llamamos la Atlantida. Tenían una sabiduría producto de la evolución de la conciencia del hombre en miles de años, de la verdad comprendida del funcionamiento del universo y del proceso que llamamos vida.
El estudio de las constelaciones les revelo que la humanidad era una unión viviente entre el cielo y la tierra, que las estrellas y los soles le afectaban, formando estaciones, ciclos y ritmos.
 

galaxmater.jpg

    
equinoccioprimaveramarzo2011.jpg

solsticiosumerio.gif

Así como existe el año terrestre, existe también el año SIDERAL. Entiéndase por año terrestre, el movimiento de la Tierra alrededor del Sol en 365 días y fracciones de minutos y segundos. Obviamente este año terrestre tiene cuatro estaciones: Primavera, Verano, Otoño e Invierno.  Mas el recorrido del cinturón zodiacal o año Sideral se realiza en 25.960  años, es el tiempo que gasta nuestro sistema solar en dar la vuelta al Sol central de nuestra galaxia llamado Sirio Durante ese viaje suceden cosas insólitas.

 Tal año Sideral, también tiene cuatro estaciones: primavera, verano, otoño e invierno. Primavera es la EDAD DE ORO (Satya Yuga), Verano es la EDAD DE PLATA (Dwpara Yuga), Otoño es la, EDAD DE COBRE (Tetra Yuga), Invierno es la EDAD DE HIERRO (Kali Yuga).  Una raza dura tanto tiempo, cuanto dure el viaje del sistema solar alrededor del cinturón Zodiacal. Nuestra raza actual, la raza Aria que puebla los cinco continentes del mundo, nació después del DILULUVIO UNIVERSAL y durará hasta la era de Acuario, puesto que en Acuario y Acuario termina.  Antes de este viaje nuestro sistema solar, previamente había hecho otro viaje que correspondió a la raza ATLANTE

 

 

evolucion21.gif

  a2012a.jpg

 

Nephilim22.gif 

Los Atlantes tenían cuerpos hasta de tres metros de altura y llegaron a poseer una poderosa civilización. Habitaron un continente que se llamó ATLÁNTIDA. Dicho continente era inmenso, corría de sur a norte desde las regiones Australes hasta el Septentrión. Tuvo sus cuatro estaciones: primavera, Edad de Oro, donde no existían fronteras, todo era amor, la inocencia reinaba por la faz de la Tierra. Las gentes sabían tocar la lira y estremecían al Universo con sus melodías; en ese entonces, la lira no había caído sobre el pavimento hecha pedazos, gobernaban las dinastías Solares. Más tarde reinó la Edad de Plata (verano), todo parecía decrecer, sin embargo, los hombres seguían comunicándose con los seres inefables, con los Ángeles, Arcángeles, Principados, etc. Cuando llegó la Edad de Cobre (otoño), la luz se oscureció, ya no hubo los mismos esplendores de antes, comenzaron a establecerse fronteras, se iniciaron las guerras, nacieron los odios, el egoísmo, la envidia, etc., y después llegó la Edad negra, la Edad de Hierro (invierno). Se desarrollo una poderosa civilización, crearon cohetes atómicos que podían viajar a la Luna, a Mercurio, a Venus, a Marte y en general a todos los planetas del sistema Solar.

 

enkiAnunnaki.jpg

Los Atlantes, fueron expertos en trasplantes, no solo trasplantaron vísceras, corazón, riñones, etc., sino que también aprendieron a trasplantar cerebros. Esto fue ya el colmo de la ciencia de los trasplantes hubo sujetos que pudieron continuar viviendo con cuerpos diferentes y sin interrupción por miles de años.  Los Atlantes inventaron varios aparatos. Hay cavernas secretas en el Himalaya, donde se conservan ciertos aparatos mecánicos que pueden transmitir telepáticamente el conocimiento a quien lo desee. El alumbrado de los Atlantes era atómico y también sabemos de ciertos sitios en Asia, donde aún se conservan lámparas atómicas, también aprendieron a utilizar la energía solar.

  Lo peor de todo fue que desarrollaron poderes mágicos para el mal. Los Atlantes además de ser científicos, eran magos; podían construir un robot mecánico y dotarlo de un principio inmortal inteligente; bien sabían los Atlantes de los elementales del fuego, del aire, del agua y de la tierra; aún poseían el sentido de la clarividencia, donde podían ver la cuarta, la quinta, hasta la séptima coordenada. Tomaban cualquiera de esas criaturas elementales y las metían dentro de un robot, de hecho se convirtieron en seres inteligentes, en seres que servían a sus amos.

 

Enki1.jpg

El rito más poderoso de la Atlántida fue el del Dios Enki/Neptuno; aquel culto duró mas de 20  mil años, más sucedió que los Atlantes degeneraron en la Edad del Kali Yuga. Este Dios gobernó      sabiamente la Atlántida; llegó a tomar cuerpo físico en la Tierra, y vivió en la Atlántida y escribió sus preceptos en las columnas de los Templos. Era de admirarse y verse el Templo Sacratísimo de este Dios Santo. Las paredes o muros plateados de dicho templo asombraban por su belleza, y las cúpulas y techos eran todos de oro macizo de la mejor calidad.      El marfil, la plata, el oro, el latón, lucían en el interior del Templo de Neptuno, con todos los regios esplendores de los antiguos tiempos.    La gigantesca escultura sagrada del muy venerado y muy sublime Dios Neptuno era toda de oro puro. Aquella inefable estatua misteriosa, montada en su bello carro arrastrado por exóticos corceles, y la respetable corte de cien Nereidas, infundían en la mente de los devotos Atlantes profunda veneración.

Antiguas tradiciones afirman que los Atlantes tuvieron además un metal más precioso que el oro, y éste fue el famoso «Orichalcum».
El culto a Neptuno fue famosísimo, igual que el de los Elementales de las Aguas, el de las Sirenas del inmenso mar, las Nereidas, el de los Genios del océano. Fue una época extraordinaria, Neptuniana, Amentina, antiquísima, que venía de un remoto pasado.
Las ciudades Atlantes fueron florecientes mientras sus habitantes permanecieron fieles a la religión de sus padres, mientras cumplieron con los preceptos del Dios Neptuno, mientras no violaron la ley y el orden, pero cuando profanaron las cosas sagradas, cuando abusaron del sexo, cuando se mancharon con los siete pecados capitales, fueron castigados y sumergidos con todas sus riquezas en el fondo del océano.
 
El caso de KETABETH, la de los tristes destinos. KETABETH una Reina excepcional, que se hizo inmortal, cuando una glándula se atrofiaba, los científicos la extraían y la reemplazaban por otra. Más no solamente manejaban la endocrinología. Los Atlantes sabían que las glándulas de secreción interna estaban relacionadas con los Tatwas, es decir, con las fuerzas sutiles, conocían esas vibraciones de los Tatwas, y las manejaban.      
La belleza maligna de Ketabeth   cautivaba con su Necromancia, fascinaba y seducía con sus encantos a príncipes y reyes, y muchas doncellas y niños fueron inmolados en su nombre a las tenebrosas entidades de los Mundos Infiernos.  La medicina sacerdotal Atlante descubrió por aquellos tiempos lo que hoy podemos llamar científicamente la Opoterapia humana, es decir, la aplicación a los enfermos y caducos de los jugos glandulares de Pituitaria, Tiroidina, Adrenalina, etc. Esos  sacerdotes-médicos no sólo utilizaban la química de dichas glándulas endocrinas, sino también la hiperquímica, los fluidos psíquicos vitales de los chacras o centros magnéticos del organismo humano, íntimamente relacionados con tales glándulas endocrinas.  Las   víctimas de la inmolación, después de ser retiradas de las piedras de sacrificio, eran llevadas a ciertas cámaras secretas donde los sacerdotes-médicos extraían de tales cadáveres las preciosas glándulas endocrinas, tan necesarias para conservar el cuerpo de la Reina fatal, que con todo el encanto y la belleza de una juventud soportó el peso de muchos siglos.        Lo    más espantoso de todo era aquel momento en que los sacerdotes, después de extraer secretamente las glándulas del cadáver, lo arrojaban a las fanáticas muchedumbres envilecidas que, sedientas, se lo devoraban; desgraciadamente, esos pueblos se volvieron antropófagos. Así comenzó la degeneración o involución de los Atlantes.

KETABETH la de los tristes destinos, vivió miles de años; desgraciadamente estableció en la Atlántida la antropofagia. Se inmolaban niños, mujeres jóvenes, en aras de sus cultos religiosos y después eran llevados al laboratorio en donde se les extraían las glándulas, para servicio de KETABETH y el resto del cuerpo ya cadáveres, eran lanzados a las multitudes y estos devoraban sus carnes.
  Fabricaron monstruo mental que luego cristalizaban a voluntad, posteriormente lo alimentaban con sangre.
Las guerras de los Atlantes de los últimos años fueron espantosas, se usaron la energía nuclear, bombas atómicas. Hasta que al fin el sistema solar terminó su viaje del cinturón zodiacal. Cuando esto sucedió, hubo fuertes lluvia y posteriormente vino la revolución de los ejes de la tierra y los mares se desplazaron cambiando sus lechos, vino el gran diluvio; lo que eran polos se convirtieron en Ecuador y viceversa. Las guerras Atlantes en los últimos tiempos fueron espantosas, se usó la Energía Nuclear; bombas atómicas acabaron con preciosas ciudades de la Atlántida.

Llegó el día en que hubo una revolución de los ejes en la Tierra: los mares se desplazaron cambiando sus lechos, lo que eran polos se convirtió en ecuador, lo que era ecuador se convirtió en polos. Entonces perecieron millones de personas. Todas esas ciudades poderosas de la Atlántida quedaron sumergidas en el océano que lleva su nombre.  Los Sacerdotes de SAIS dijeron a Solón: «Todos cuantos cuerpos celestes se mueven en sus órbitas, sufren perturbaciones que determinan con el tiempo una destrucción periódica de las cosas terrenales por un gran fuego».
La historia del Diluvio Universal, cuyas versiones se encuentran en las tradiciones de todas las razas humanas, son simples recuerdos de la Gran Catástrofe Atlante.

Con el desplazamiento de los polos, perecieron millones de personas, todas esas ciudades poderosas de la Atlántida quedaron sumergidas en el océano que lleva su nombre.

Las gentes desesperadas clamaban al gran Sacerdote RAMÚ y decían: "Ramú Sálvanos". Ramú apareció ante todos diciendo: "ya os lo había dicho: vosotros pereceréis con vuestras mujeres y vuestros hijos y si la futura raza va a seguir el mismo camino de vosotros, si va a seguir vuestro ejemplo, perecerán también".     Cuentan las tradiciones, que últimas palabras de Ramú fueron ahogadas por el humo y las llamas; tres fuertes terremotos hundieron al continente Atlante entre las embravecidas olas del océano que lleva su nombre. Concluida aquella gran catástrofe, se inició la nueva raza; con un grupo selecto que se escapó.

 

Un gran Maestro llamado VAIVASBATTA, el NOÉ bíblico, llamó a las gentes para decirles lo que iría a suceder, más las gentes no le creían, se burlaban, se mofaban de él y en vísperas de la Gran Catástrofe comían, bailaban, se divertían, se daban en casamiento y al otro día eran cadáveres. Los Santos que rigen el destino de la humanidad, colaboraron con el ADMANÚ VAIVASBATTA y el pueblo selecto, para que saliera, antes que el Continente Atlante se sumergiera entre las tormentosas aguas del océano; pudieron huir apoderándose de noche, de ciertos aviones maravillosos de los grandes magnates de la tierra, que podían volar a través del espacio infinito.

Cuando los señores de la Tierra, cuando los perversos moradores de aquella tierra, despertaron de su sueño, (porque el viaje fue nocturno), con gran asombro notaron que las aguas estaban invadiendo sus tierras. Fueron inmediatamente en busca sus naves aéreas, mas no las hallaron. Aquellos señores de la faz sombría de la Atlántida, fueron devorados por las aguas del Atlántico. Hoy en el fondo del océano Atlántico subyacen ciudades maravillosas.

 



Sabios sacerdotes de la escuela de conocimientos de Naacal, la Atlantida, descubrieron que el planeta estaba en los momentos finales de uno de estos ciclos. Advirtieron que una catástrofe eminentes, destruiría las estructuras que organizaban la vida del hombre. Sin apoyo del grueso de la población, construyeron unos pocos barcos cerrados por todos los lados y los protegieron con campos electromagnéticos y fuerzas que podían penetrar y disolver la materia, dirigido por el sumo sacerdote Chiquitet Arelich Vomalites, subieron al bordo con sus familias, unos pocos instrumentos, algunos animales domésticos y hacia el este se alejaron de la Atlantida.

El planeta se estremeció, los cielos se derritieron y las aguas arrastraron sus continentes borrando prácticamente cada rastro de su civilización:::::::: EL CORRIMIENTO POLAR - LA CATÁSTROFE DE LA ATLÁNTIDA

Era  21312 a.n.e. año en que se produjo un hecho terrible. En este tiempo, Aha-Men-Ptah (la Atlántida) tenía un clima templado. Vastos bosques cubrían el norte del país. Ocasionalmente nevaba y el hielo era un fenómeno casi desconocido. En el sur, predominaba una exuberante vegetación durante todo el año. Muchas especies animales extinguidas solían vivir aquí, como los gorilas sin la nariz achatada, enormes y pacíficos mamuts, rinocerontes de cuatro metros de altura con cuatro dedos y tigres de dientes de sable.

AtLANtida.jpg



En el extremo sur de este inmenso continente podían observarse montañas y llanuras que guardaban valiosos tesoros: fértiles tierras que producían casi sin ninguna ayuda.

En el horizonte, se divisaban cadenas montañosas y, también, algunos conos con forma de pirámide, de volcanes extinguidos, que habían estado inactivos durante tanto tiempo que ya nadie recordaba sus últimas erupciones. Los habitantes no podían imaginar más que árboles verdes, algunos de ellos con tiernos frutos comestibles en todas las estaciones.

En resumen, el legendario paraíso descrito en la Biblia se encontraba aquí. Este relato ha sido tomado de la historia egipcia.


El paraíso sujeto a enormes terremotos

Las plantas habrían impedido que la Tierra se congelara por completo durante las últimas glaciaciones.

Foto
La Tierra hace 18.000 años. Foto: Rice University.

La Tierra ha sufrido muchas glaciaciones a lo largo de toda su existencia. Estos eventos dependen de muchos factores y algunos de ellos no han sido del todo aclarados. Una de secuencia de glaciaciones famosa, que ha producido varias edades del hielo recientemente (concretamente seis glaciaciones en los últimos 2,5 millones de años) ha sido precisamente la que se ha dado durante el Pleistoceno. Se cree que éstas últimas se deben a una combinación de fenómenos astronómicos y a la acumulación continental sobre el hemisferio Norte que producen veranos un poco más fríos de lo normal. Estos eventos afectaron, sin duda a la evolución humana. Pero éstas no han sido las únicas glaciaciones, hubo algunas que incluso cubrieron de hielo prácticamente todo el planeta.

Pero, independientemente de su origen ¿qué hizo que la Tierra saliera de todas estas glaciaciones? El hielo y la nieve, al ser blancos, reflejan la luz del Sol aumentando el albedo del planeta. Si se da un periodo de este tipo se irá acumulando hielo y nieve que enfriarán más la Tierra y producirán más hielo y nieve, y así sucesivamente. Además, según los modelos, el nivel de dióxido de carbono también debería de haber bajado en los últimos 24 millones de años durante esos periodos, con lo que se produciría menos efecto invernadero. Estos dos ciclos de retroalimentación positiva harían a la Tierra adentrarse más en el frío. Entonces, ¿qué impidió que el planeta se congelara por completo?....

Hace 50 millones de años la Tierra era mucho cálida: los polos estaban libres de hielo y había cocodrilos en el Ártico. Entonces, las concentraciones de dióxido de carbono bajaron y la Tierra empezó a enfriarse. Pero la tendencia en la bajada en los niveles de CO2 se detuvo y algún proceso ha mantenido constantes los niveles de este gas durante los últimos 24 millones de años.  Este problema ha estado preocupando a los expertos en el tema desde hace tiempo. Ahora un grupo de investigadores publican una solución al problema:

  • Ken Caldeira, del Carnegie Institution, dice que el nivel de dióxido de carbono ha sido notablemente estable en los últimos 20 ó 25 millones de años pese a los cambios ambientales acaecidos. Él y su equipo creen que las plantas pueden haber hecho de agente amortiguador que mantuvieran los niveles de este gas en una franja tan estrecha.
  • Mark Pagani, de Yale University y líder del estudio, encontró que el papel crítico de las plantas en la erosión química de las rocas y suelo proporciona una influencia muy fuerte sobre los niveles de este gas. Un aspecto que hasta ahora no se había tenido en cuenta. A lo largo de tiempo geológico los volcanes han arrojado a la atmósfera grandes cantidades de dióxido de carbono. Esto habría hecho que este gas se acumulara en ella si no hubiera procesos geológicos de compensación, como el de sedimentación que entierra en la corteza terrestre minerales con alto contenido de carbono (calizas y similares) retirándolos de la atmósfera. La tasa de sedimentación es controlada por la elevación de las montañas y por la erosión física y química de las rocas. El alzamiento de los Andes, el Himalaya, el altiplano tibetano y las montañas del oeste de Norteamérica en los últimos 25 millones de años habría producido un mayor ritmo de erosión y por tanto de sedimentación. Esto haría que una mayor cantidad de dióxido de carbono fuera secuestrado y retirado, por tanto, de la atmósfera. Sin embargo, el registro geológico dice que los niveles atmosféricos de dióxido de carbono han permanecido estables.
Es aquí donde las plantas entran en juego. El ritmo de erosión está controlado por la plantas. Sus raíces segregan ácido que disuelven los minerales, mantienen el suelo y aumentan la cantidad de carbono disuelto en el agua subterránea. Este equipo de investigadores simuló la sensibilidad de la vegetación al clima y a los niveles de CO2. Por debajo de una concentración de CO2 de 200 partes por millón las plantas se "asfixian" y dejan de cumplir sus funciones, contrarrestando así la tendencia.  Por tanto, cuando los niveles de dióxido de carbono son bajos las plantas disminuyen su actividad y la erosión se hace más lenta. Esto significa, según Caldeira, que se produce menos erosión en las tierras altas que produzca sedimentación, por lo que menos carbono es secuestrado. Esto representa un ciclo de retroalimentación negativo, un freno, que contrarresta a los otros que hay en el sistema climatológico y geológico, y que básicamente mantendría los niveles de dióxido de carbono estables e impedirían su caída.
 
Recordemos que unos niveles muy bajos de dióxido de carbono reducen el efecto de invernadero y por tanto la habilidad de la Tierra de retener el calor. Este mecanismo de mantenimiento de los niveles de este gas, según Caldeira, habría impedido la congelación del planeta en los pasados 24 millones de años. Y esto se lo deberíamos al papel regulatorio de las plantas.,,
 
Caldeira habla también sobre el problema de calentamiento global al que estamos sometiendo a la Tierra con nuestras emisiones. Según él las plantas no nos salvarán de esta crisis. El ritmo humano de emisión de dióxido de carbono es 100 veces más grande que la reposición natural de este gas realizada por los volcanes. Aunque el sistema explicado elimina CO2 de la atmósfera es tan lento que ahora no le da tiempo a hacerlo a un ritmo adecuado que evite cambios climáticos peligrosos. Se necesitarían cientos de miles de años de procesos de erosión para eliminar todas las emisiones de dióxido de carbono procedentes del consumo de combustibles fósiles. Si estos investigadores están en lo cierto contaríamos entonces con un elemento más mediante el cual la Biosfera altera y estabiliza en su beneficio el clima terrestre. Pero su horizonte es simplemente terrenal, y obvian el enfoque del cataclismo cosmico de la raza Atlante.....
 
Los habitantes de la Atlantida tenían conocimiento del movimiento de la Tierra alrededor del Sol y del corrimiento del zodíaco, por eso pudieron transmitirnos lo que sucedió en aquellos días. En menos de una hora se produjo una catástrofe. No incluyó una inversión total de los polos, como la ocurrida en el año 9792 a.C, sino parcial. No sólo el continente sino la Tierra entera estuvieron sujetos a enormes terremotos.

Entonces, el eje del planeta empezó a deslizarse. Los edificios se derrumbaron, las montañas temblaron y se desmoronaron, mientras el mundo parecía colapsar. Antes de esto, el Sol salía a 15 grados de Sagitario. Después de que los elementos se agotaran en su lucha, ¡el eje de la Tierra se había movido hacia el final de Acuario! Este movimiento del planeta llenó los mares con una enorme cantidad de energía cinética. Incontrolables corrientes de agua inundaron inmensas partes de la tierra.

http://1.bp.blogspot.com/_-iB5u2g1LA4/SxBcXeb1ZzI/AAAAAAAAABc/OirL3ec1az8/s400/atlantis_lg.jpghttp://1.bp.blogspot.com/_-iB5u2g1LA4/SxBcXeb1ZzI/AAAAAAAAABc/OirL3ec1az8/s400/atlantis_lg.jpg
La Atlántida se hundió por debajo del nivel del mar, y debido al corrimiento de la tierra fue a parar parcialmente bajo lo que entonces era el Polo Norte y quedó cubierta por una gruesa capa de hielo.

A partir de ese día comenzó la verdadera historia de la Atlántida. Los pocos sobrevivientes se reagruparon en el sur, dado que el norte se había tornado inhabitable. Sin embargo, si bien el gran norte había desaparecido, la Atlántida seguía siendo muchas veces mayor que Europa. Profundamente conmovidos, decidieron estudiar el cielo con más precisión que antes y registraron en detalle un intervalo de tiempo específico. Todos los movimientos y combinaciones del Sol, la Luna y los planetas fueron registrados con minuciosidad y reproducidos gráficamente en rollos.

En esos tiempos, no había televisión, radio, cine ni ninguna otra posibilidad para distenderse; por lo tanto, la gente tenía muchísimo tiempo para observar las estrellas mientras permanecía sentada alrededor del fogón de un campamento. Hacía mucho tiempo, sus antepasados habían descubierto figuras en el cielo; algunas parecían animales, como por ejemplo un oso, caballo, león, etc. Podían discutir sobre esto durante horas hasta ponerse de acuerdo con el nombre.

Ahora, le prestaban especial atención al movimiento del zodíaco, y estudiaban y describían con intensidad hasta el más mínimo detalle. Bien podía ser que en este movimiento se ocultara una clave acerca de lo que había conducido a la catástrofe. Vieron que las estrellas y el Sol siempre salían por el Oeste (actualmente salen por el Este) y que las estrellas necesitaban toda una noche para cruzar el cielo.

Además, notaron que los distintos signos estelares se veían en diferentes estaciones. Nunca sucedió que un nuevo signo surgiera súbitamente por el Oeste. Todo evidenciaba un orden y una regularidad predecibles, que los aliviaban ante la pérdida de todo lo que había muerto en la catástrofe. Con el paso del tiempo, descubrieron otros fenómenos estelares.

Algunas estrellas salían o se ponían justo antes del amanecer, y la hora y lugar variaban con las estaciones. En realidad era un redescubrimiento de lo que sus antepasados ya habían averiguado. Sin embargo, con su dedicación y habilidad, finalmente pudieron explorar en profundidad gran cantidad de códigos celestes.

Más aún, volvieron a investigar con suma curiosidad la constelación de Orión y la estrella Sirio. Si usted pudiera ver en mi computadora el cielo estrellado después de la catástrofe, vería que es bastante lógico. En esa época, Orión regía principalmente el cielo estrellado del norte y sur de la Tierra; además, era la constelación más claramente visible. Sirio, la gran estrella brillante, estaba alineada con Orión y el zodíaco, por eso le prestaban tanta atención.

Después de la catástrofe, la vida en este enorme continente se recuperó. La gente descubrió metales como el hierro, el cobre y el plomo, y aprendió a explotarlos. Hicieron hermosos adornos de plata y oro y les adjudicaron valores sanadores a las piedras "preciosas", originadas por la esencia de cada uno de los doce signos del zodíaco.


A medida que progresaron en los conocimientos adquiridos y en el uso racional de las materias primas, decidieron erigir edificios religiosos. Esto condujo a una superconstrucción con un diámetro de ocho kilómetros: el "Círculo de Oro", que les llevó cientos de años completar. En este edificio indescriptiblemente gigantesco, los "expertos del número" estudiaron las "combinaciones matemáticas celestes" y se registraron todas las observaciones astronómicas y de otro tipo; observaron el Sol, los planetas y las estrellas.

Descubrieron las leyes del movimiento, la gravedad, la cartografía e innumerables ciencias. Hace más de quince mil años, formularon el mundial-mente famoso teorema de Pitágoras y desarrollaron las matemáticas casi hasta nuestro nivel actual. Por último, esto condujo a develar el mayor secreto de las ciencias: la teoría del ciclo de las manchas solares. Por medio de la deducción precisa pudieron calcular los ciclos con anticipación.
Magnetosfera Terrestre
 
 


El tema crítico era los campos magnéticos del Sol: cuando éstos alcanzan un punto crucial, se producen enormes explosiones o erupciones solares capaces de revertir el campo magnético de la Tierra. Con la ayuda de este conocimiento, pudieron calcular la fecha exacta de un "gran cataclismo" futuro que destruiría completamente su país.

A pesar del hecho de que esto solamente fue anunciado en el palacio real, la noticia se propagó como el fuego y el pánico se desató, hasta que el sumo sacerdote informó que la fecha quedaba dos mil años adelante en el futuro.
 

atlantida11.jpg



En el año 10000 a.C. un sumo sacerdote dio la señal para realizar un enorme éxodo, porque la catástrofe era inminente... En el año 9792 a.C. un sumo sacerdote dio la señal para realizar un enorme éxodo, porque la catástrofe era inminente. Esto fue de vital importancia. Sin estos cálculos, nadie hubiera podido sobrevivir al cataclismo, que resultó ser muchísimo mayor que el ocurrido en el año 21312 a.C.


CONSECUENCIAS MUNDIALES

Ahora, la humanidad está en gran peligro. Hace doce mil años, una civilización sumamente desarrollada gobernaba en este planeta. En aquellos días, la gente tenía conocimientos de geometría espacial, geología, matemáticas y geografía. Navegaba los océanos y tenía calendarios increíblemente precisos. Estamos hablando de una ciencia sumamente evolucionada de estos antiguos genios. En muchos temas ésta alcanzó un nivel muy superior al nuestro. Ellos podían calcular de antemano las órbitas exactas más allá de los cuatro millones de días de duración, algo que nosotros aún no hemos dominado por completo. De numerosos hechos, ellos dedujeron la destrucción final de la Tierra; supieron que un acontecimiento como este se repite en ciclos y, por lo tanto, se convirtió en la base de toda su religión.


Las catástrofes del pasado deberían servir de advertencia. Nada es para siempre. Los océanos y partes de la Tierra existen sólo en forma temporaria, pues en un ciclo de eterno retorno se destruyen. En un día, la humanidad conocerá su fin e irrumpitrá bruscamente en el abismo. En unas pocas horas, grandes naciones, bellos edificios y culturas altamente desarrolladas vacilarán y se derrumbarán por completo. Éste es el destino que nos espera y quienes estén dispuestos y sean capaces de asumir la responsabilidad de ser el próximo Noé.
 
anunnakis21.jpg
 
 
 
 
En las leyendas sumerias  son las más antiguas  que poseemos en la actualidad acerca de Dioses, estos tienen características muy humanas. En un principio los Dioses vivían entre los hombres y se relacionaban con ellos, incluso  había  comercio carnal entre unos y otros. En cambio, los  judíos plantearon  la existencia de un solo Dios, omnipotente, omnipresente eterno, etéreo  y perfecto. En este concepto Dios no tiene características humanas, según el Génesis Dios crea todo sin requerir la existencia previa de nada, el único acto en el cual echa mano de una materia prima previamente creada por él, es la creación del hombre al que hace de barro. Si entendemos que Dios es el único recurso para justificar lo inexplicable, podemos establecer que el nacimiento de los Dioses era inevitable, pues  los Dioses son a través de la  historia el elemento rector de la vida social humana, con su existencia dan sustento al principio de autoridad, a los conceptos de bien y de mal, y a la búsqueda del bien conforme a cada religión, es decir los Dioses fundamentan la moralidad necesaria para la convivencia. En la tradición judeocristiana Dios dicta las leyes y las da a los hombres para que vivan y alcancen la perfección en su cumplimiento, en otros casos los Dioses son el motor que mueve a los pueblos,  Mahoma y la guerra santa que dio lugar a un gran imperio, en un principio sólo buscaba servir a Dios, pero innegablemente tuvo resultados mucho más amplios y profundos en la historia. Posteriormente el concepto  de Dios, aporta a la humanidad un servicio quizá más grande que los anteriores.

En tiempos prehistóricos, los consejos y los conocimientos fueron transmitidos de generación en generación por medio de la tradición oral, el desarrollo de la escritura permitió que los conocimientos pudieran ser guardados y comunicados a través de generaciones venideras con mucha mayor fidelidad. Con el cambio en el Neolítico y su desarrollo de la agricultura, que propició un exceso de alimentos, que hizo factible la posibilidad del desarrollo para civilizaciones tempranas, porque podía ser dedicado más tiempo a otras tareas que a la supervivencia. A partir de sus principios en Sumer (actualmente parte de Irak) alrededor del 3500 A.N.E.. Los pueblos del norte comenzaron a intentar registrar la observación del mundo con datos cuantitativos y numéricos sumamente cuidados, pero sus observaciones y medidas aparentemente fueron tomadas con otros propósitos más que la ley científica. Un caso concreto es el teorema de Pitágoras, que fue registrado, aparentemente en el siglo XVIII A.C. La tabla mesopotámica Plimton 322, registra un número de trillizos Pitagóricos (3,4,5) (5, 12,13), datado en el 1900  A.NE Posiblemente  milenios  antes  de  que  Pitágoras,  pero  que  no  solo  era  una formulación abstracta del teorema de Pitágoras, sino una serie trigonométrica, lo que implica avances matemáticos en  calculo diferencial, que  no fueron  descubiertos oficialmente sino hace  casi trescientos años de la fecha en que vivimos.

De igual manera  sólo hace menos de  doscientos  años que la ciencia descubrió la existencia de la lengua sumeria, y fue simplemente por casualidad, a través de las excavaciones arqueológicas en Mesopotamia, donde se descubrieron tablillas escritas en la escritura cuneiforme, en ellas aparecían documentos redactados en varias lenguas. Con bastante trabajo, los eruditos  lograron identificar una de las lenguas, el acadio, relacionada lejanamente con el árabe y el hebreo, sin embargo, se encontraron con gran cantidad de documentos escritos en otra lengua, aquella lengua era muy distinta a las lenguas semíticas con las que se habían encontrado.

Un investigador Francés decidió darle el nombre de sumerio, según el título que algunos monarcas llevaron, como Rey de Sumer y Akkad, si una lengua era el acadio, la otra debería ser el sumerio. Este  fue utilizado de la misma forma que  el latín en la edad media y moderna, pues era la lengua de la literatura y  de la religión, y como el latín, fue utilizada, incluso después de su desaparición como lengua hablada. Gracias a ello poseemos gran cantidad de textos gramaticales y léxicos preparados para la enseñanza del sumerio en las escuelas para escribas de Babilonia y Asiría. Es por ello que en la actualidad poseemos un conocimiento bastante profundo de la lengua sumeria, que a simple vista es una lengua complicada y oscura aunque una vez aprendida es muy rápida para dar a entender las ideas. Su filiación es desconocida, tiene muchos rasgos similares al turco y una lógica como la del idioma Kanji japonés, por lo que hay investigadores que la relacionan en algún estadio de desarrollo muy primitivo de amabas lenguas.

Los avances significativos en sumeria, son referentes a la astronomía, a las matemáticas y a la medicina. []Su geometría era una consecuencia necesaria de la topografía, con el fin de intentar conservar la disposición y la propiedad de las tierras de labranza, que fueron inundadas. La regla del  triángulo rectángulo y otras reglas básicas sirvieron para representar estructuras rectilíneas, el pilar principal de la arquitectura, eran también el centro de la química y la investigación para la mayor parte del mediterráneo. Debido a las características ahora desérticas de la zona, quedan   pocas muestras, pero sin embargo el arte es muy parecido al arte del período magdaleniense de la prehistoria, la técnica era la misma que en el relieve pariental, sin perspectiva, al igual que los mosaicos, estos  más perdurables y característicos,  que  tenían un fin más decorativo que las otras facetas del arte. En la pintura y grabados, la jerarquía se mostraba de acuerdo al tamaño de las personas representadas en la obra, los de más alto rango se mostraban más grandes a comparación con el resto, la pintura fue estrictamente decorativa y  se utilizó para embellecer la arquitectura. Carece de perspectiva, y es cromáticamente pobre, sólo prevalecen el blanco, el azul, el rojo y el  uso de la técnica del temple. Se puede apreciar en mosaicos decorativos o azulejos. Los temas eran escenas de guerras y de sacrificios rituales con mucho realismo,  se representan figuras geométricas, personas, animales y monstruos, se emplea en la decoración doméstica y  no se representaban las sombras.  

A diferencia de  nuestra época, en donde casi todos los grandes descubrimientos y las revoluciones científicas proceden de los herejes, que van en contra de los paradigmas establecidos,  los avances tecnológicos  sumerios giraban alrededor de su religiosidad,  esto indudablemente por su gran dependencia de espíritu. La creación del hombre según los mitos sumerios es muy parecida a la Biblia, Enki tomo arcilla y le dio forma, ayudado por   Nammu, aunque las primeras formas no fueron satisfactorias, al final crearon  a Adapa, que era para ellos un Lulu o ser para el trabajo pesado. Los sumerios veían a estos seres como Dioses, ya que eran inteligentes, poseían muchas tecnologías y conocimientos, a los que aún no hemos llegado, además  tenían una  longevidad extraordinaria, aunque finalmente eran mortales.


 

Estos Dioses fueron llamados por los sumerios Anunnaki, el término que menciona la Biblia es Nephilim, recordando que la Biblia es influenciada  de las tradiciones sumerias, aunque algunas traducciones erróneas del término los denominan gigantes. Según los sumerios sus Dioses  bajaron a la tierra desde el cielo o mejor dicho desde Nibiru, mucho antes de la llegada de la humanidad. Para los sumerios, al igual que para otros muchos pueblos de la antigüedad, sus Dioses fueron seres  vivos y no imágenes abstractas o artísticas guardadas en templos que exigían dogmas de fe para comprenderlos. Dichos Dioses  habitaron entre ellos y de ellos aprendieron las actividades, normas de convivencia y todo avance tecnológico y social. Ellos vinieron como colonos y explotadores, Hicieron de la tierra su hogar y empezaron a construir  ciudades, que asociaron a funciones determinadas y  que fueron   gobernadas por los escogidos de los Anunnakis. El Antiguo Testamento llamaba a los ángeles del Señor malachim, que significa  literalmente, emisarios. Estos emisarios   llevaban los mensajes divinos y hacían cumplir los mandatos de Dios. Tal como se nos revela en multitud de casos, estas divinidades podían volar, pero no en la forma representada  por la cultura popular, pues la falsa y romántica idea de los regordetes ángeles asexuados, con caireles  rubios, bata blanca o pañales y alas  de ave, es la representación que el pintor Rafaello dio de ellos. La Biblia, el Torá, o cualquier otro libo sagrado   jamás los mencionó así.

enki10.jpg


Estos ángeles  comían, bebían, dormían y se lavaban sus cansados pies, y  no obstante, se les reconocía al instante como ángeles del Señor, la única explicación posible es que, lo que vestían  no era algo que todos los habitantes de la época vestían,   de   igual   forma   lo  que   portaban,  les   hacían  reconocibles  de   inmediato.

Incluso es muy probable que llevaran armas pues cuenta la Biblia  que los dos ángeles de Sodoma, a punto de ser linchados por la turba, que estaban a la entrada de la casa, les dejaron deslumbrados y les cegaron. Otro ángel, que en esta ocasión se le apareció a Gedeón, al haber sido elegido Juez en Israel, le dio una señal divina al tocar una roca con su bastón y hacer salir fuego de ella. Finalmente  toda la información que podamos obtener acerca de los ángeles, tanto buenos como malos, proviene de la Biblia, sabemos que ellos no tienen problemas para materializarse dentro de nuestra dimensión física, pues comen como seres humanos, hablan, tocan y pueden ser vistos (Gen. 18:1-8; 19:3 Heb. 13:2).  Tienen un poder tecnológico excepcional y capacidad de matar  pues se menciona que un solo ángel fue el responsable por la matanza de los primogénitos en Egipto (Ex. 12; I Cor. 10:10; Heb. 11:28), otro ángel mató 185,000 asirios (2 Reyes 19:35; Isa. 37:36). Los ángeles no son asexuados,  casi siempre se presentan como varones, una objeción a la intervención sexual de los ángeles  es la  mencionada cuando estos toman a las hijas de los hombre. (Luc. 20:35-36). Una noche en la que el Patriarca Jacob estaba en un campo de las cercanías de Jarán, éste vio "una escalera apoyada en tierra, y cuya cima tocaba los cielos, en la que  los ángeles del Señor estaban muy ocupados subiendo y bajando". El mismo Señor estaba de pie en la cima de la escalera. Y el pasmado Jacob, asustado, dijo: "Así pues, un Dios está presente en este lugar, y yo no lo sabía... ¡Qué temible es este lugar! Ciertamente, esto no es otra cosa sino la Morada del Señor y ésta es la Puerta del Cielo."

En este relato hay dos puntos interesantes, el primero consiste en que los seres divinos que suben y bajan por esta puerta del cielo,  lo hacían utilizando un dispositivo mecánico, descrito como  una escalera. El segundo es que la visión toma a Jacob totalmente por sorpresa, la morada del Señor, la escalera y los ángeles del Señor que la utilizan no estaban allí cuando Jacob se echó a dormir en el campo, tuvo la temible visión de repente y desapareció por la mañana, la escalera y sus ocupantes se habían ido. El Antiguo Testamento nos informa también que el profeta Elias no murió en la Tierra, sino que fue llevado por el señor Dios al cielo, por medio de   un Torbellino. Éste no fue un suceso repentino e inesperado, ya que cuenta la Biblia que   la ascensión de Elias a los cielos estaba   prevista    en   fecha   y    lugar,   pues    se   le   había   avisado  a  Elías   que  fuera a Bethel ó la casa del señor un día determinado, rápidamente  se habían difundido rumores entre sus discípulos al respecto de que estaba a punto de ser llevado a los cielos y cuando le preguntaron a su discípulo más cercano si el rumor era cierto, éste les confirmó que de hecho, el señor arrebataría al maestro Elías ese mismo día, esto es descrito por el discípulo. "Apareció un carro de fuego, y caballos de fuego...Y Elias subió al Cielo, en un Torbellino."

Aún más famoso, y, ciertamente, mejor descrito, fue el carro celeste visto por el profeta Ezequiel, que vivió entre los deportados judíos de las riberas del río Khabur, en el norte de Mesopotamia. Lo que Ezequiel cuenta que vio fue un ser de aspecto humano, envuelto en brillos y resplandor, sentado en un trono que descansaba sobre un firmamento de metal dentro del carro,  el vehículo, que podía moverse en cualquier dirección con sus ruedas dentro de ruedas y elevarse del suelo verticalmente, fue descrito por el profeta como un torbellino fulgurante. En algunos estudios recientes sobre esta descripción bíblica,  como el del Ing. Josef F. Blumrich, de la Administración Nacional Aeronáutica y del Espacio de los Estados Unidos (NASA), se ha llegado a la conclusión de que el carro que vio Ezequiel era una especie de helicóptero, compuesto de una cabina sobre cuatro ejes, cada uno equipado con alas rotatorias,  es decir el  torbellino. Dicho diseño fue patentado por Blumrich y actualmente se vende  en las jugueterías  como un helicóptero de radio control, con cuatro aspas horizontales dentro de círculos, unidas  por una  cabina  en el centro del vehículo. En la cultura sumeria, las figurillas de arcilla encontradas en lugares habitados por estos, y que se estima tienen 5000 años de antigüedad, bien podrían ser burdas representaciones de estos ángeles, en una de estas figurillas, se ve el rostro a través del casco,  en otra el emisario lleva el clásico tocado cónico divino y un uniforme tachonado de objetos circulares cuya función se desconoce, los protectores oculares o gafas de las figurillas constituyen un detalle de lo más interesante, porque el oriente del cuarto milenio A.C. estaba literalmente inundado de figurillas abarquilladas que representaban, de forma estilizada, la parte superior de las deidades, exagerando su rasgo más prominente,  un casco cónico con visores o gafas elípticas. Se encontraron montones de figurillas como éstas en Tell Brak, un lugar prehistórico situado a orillas del río Khabur, el río en cuyas riberas vio Ezequiel el carro de fuego  milenios más tarde. Indudablemente, no es una mera casualidad que los hititas, conectados con Sumer y Acad a través de la zona del Khabur, adoptaran como señal escrita para designar a los Dioses el símbolo de los anteojos, tampoco resulta sorprendente que este símbolo o jeroglífico del ser divino, expresado en estilos artísticos, llegara a dominar no sólo el arte de Asia Menor, sino también el de los primitivos griegos durante los períodos minoico y micénico.

Los textos sumerios  indican que los Dioses se ponían un atuendo especial no sólo para viajar  por los cielos, sino también para ascender a los distantes cielos. Hablando de sus ocasionales visitas a Anu en su Morada Celestial, la misma Inanna explicaba que podía llevar a cabo tales viajes porque el mismo Enlil le abrochó el divino "Me" alrededor de su  cuerpo. Un primitivo soberano sumerio, que fue invitado por los Dioses para ascender a los cielos, recibió el nombre de Enmeduranki, que literalmente, significa "soberano cuyo me conecta Cielo y Tierra". Una inscripción de Nabucodonosor II, en la que se describe la reconstrucción de un pabellón especial para el carro celeste de Marduk, afirma que éste formaba parte de la casa fortificada de los siete "Me" de cielo y tierra. Por lo tanto  los "Me" eran  objetos de poder divinos, sin embargo, literalmente, el término proviene del concepto de "nadar en las aguas celestiales". Inanna los describía como partes de la vestimenta celestial que ella se ponía para sus viajes en el barco del cielo. 

En la leyenda griega de Ícaro, éste intenta volar sujetando con cera unas alas a su cuerpo, las evidencias del oriente de la antigüedad muestran que, aunque quizás se representase a los Dioses con alas para indicar sus capacidades voladoras o, quizás a veces, con uniformes alados, se pretendió decir con ello que tenían capacidad  para volar, no que eran aves. Alrededor de dos milenios antes, cuando el soberano sumerio Gudea conmemoraba la construcción del templo de su Dios Ninurta, escribió que se le apareció un hombre que brillaba como el cielo,  por el tocado que llevaba en la cabeza, era un Dios. Cuando Ninurta y dos acompañantes divinos se le aparecieron a Gudea, estaban de pie junto al pájaro negro del viento divino de Ninurta,  al final, resultó que el propósito principal para la construcción del templo fue el proporcionar una zona de seguridad, un recinto especial dentro de los terrenos del templo, para este pájaro divino. Gudea relató que, para la construcción de este recinto, se necesitaron enormes vigas y gigantescas piedras traídas de muy lejos, y la construcción del templo se dio por terminada sólo después de que el pájaro divino entrara en el recinto. Una vez allí, el pájaro divino pudo agarrarse al cielo y fue capaz de reunir cielo y tierra. El objeto era tan sagrado que estaba permanentemente protegido por dos armas divinas, llamadas  el cazador supremo y el asesino supremo, armas que emitían rayos de luz que daban muerte a quien las desafiara. La similitud entre las descripciones bíblicas y sumerias, son obvias en cuanto a la descripción de una escalera, un pájaro de viento y un torbellino que podía elevarse hacia el cielo

 

enkicreador anunaki.jpg


Cuando el ser humano toma conciencia de su finitud, se apodera de él la desolación, porque a la pregunta ¿de dónde vengo? Sigue irremediablemente a la de  ¿a dónde voy? La nada es aterradora,  teme a la oscuridad y Dios da la esperanza de trascender la finitud, esperanza que se transforma en el sostén más importante de Dios, es  por este servicio  que Dios no ha muerto, pues nadie sabe con certeza que pasará después de la muerte. Sin embargo,  si buscasemos  algo, una sola cosa, que nos permitiera diferenciar a los mitos  de las realidades y sobretodo a los humanos del resto de las especies, es que dejamos registros para dar a conocer a las nuevas generaciónes el pasado, que en la mayoria de las veces era incomprendido y terguiversado, pues  sin el  conocimineto previo necesario,  las ideas y objetos pierden su uso práctico, cambiándolo  por uno mítico... Pero los Atlantes, con toda su poderosa civilización, a su vez no descienden del continente Atlante. Los Atlantes, descienden de la LEMURIA.

A partir de  determinar con precisión la temperatura oceánica y el volumen de los hielos continentales del Ordovícico tardío y ha establecido n una conexión entre la extinción masiva de esa época y un cambio climático.

Foto
Isla Anticosti (Canadá), uno de los sitios en donde se recolectaron fósiles. Fuente: Caltech.

Se han producido cinco grandes extinciones masivas a lo largo de la historia evolutiva de la vida compleja terrestre. Saber las causas de esas extinciones no sólo tiene valor en sí mismo y enriquece nuestra cultura y capacidad de comprender el mundo, sino que además nos puede ayudar a comprender la extinción masiva en la que nos encontramos ahora: la sexta gran extinción masiva.

Una de esa cinco extinciones se dio hace 450 millones de años y fue la segunda en importancia de todas ellas. La extinción de Ordovícico tardío se llevó por delante al 75% de todas las especies marinas. Las causas de esta pérdida tan grande en biodiversidad permanecen en el misterio. Pero unos científicos del Caltech han descubierto nuevos detalles que apoyan la idea de que la extinción se dio debido a un cambio climático, en concreto a un cambio hacia un clima más frío. Aunque desde hace tiempo se sospechaba que esta extinción podría estar ligada a un cambio climático, los mecanismos precisos estaban poco claros.

Según dice Seth Finnegan, esta extinción coincidió con un periodo glaciar durante el cual las temperaturas globales bajaron. En esa época lo que hoy es Norteamérica estaba en el ecuador, formando el supercontinente Gondwana junto con otras tierras emergidas... Usando un método indirecto estos investigadores han podido medir las temperaturas de esa época y determinar la magnitud de esa glaciación y su cronología. Según Woodward Fischer, otro de los investigadores implicados, el sistema climático de ese momento fue distinto de cualquier otro en 100 millones de años.

El hecho de que en esa época lo que es ahora África y Sudamérica estuvieran recubiertas de capas de hielo hace especialmente difícil evaluar el papel del clima. No es fácil distinguir entre cambios en la temperatura y cambios en el tamaño de las capas de hielo continental. Con tanta agua congelada en esas capas de hielo, el nivel del mar bajó, reduciéndose así la extensión de los ecosistemas situados en aguas someras. Recordemos que gran parte de estos ecosistemas se sitúan justo en la plataforma continental. Si el nivel del mar baja tanto como para exponer grandes áreas de plataforma sólo queda la profunda cuenca oceánica.
El método convencional de calcular temperaturas de tiempos pasados consiste en medir las proporciones de distintos isótopos de oxígeno en minerales precipitados por el agua de mar. Estos ratios dependen tanto de la temperatura como de la concentración de estos isótopos en el agua marina en la época, pero el hielo continental atrapa preferiblemente uno de los isótopos, así que es difícil desligar la temperatura de la presencia de hielo y determinar, por tanto, la temperatura.

Este grupo de investigadores usó un método distinto para medir paleotemperaturas, sistema desarrollado por John Eiler. Este método no se basa en la concentración isótópica de oxígeno en los océanos, sino en ciertos isótopos pesados en los fósiles, que tienden a agregarse cuando baja la temperatura. Así que estos investigadores analizaron la química de ciertos fósiles (braquiópodos, trilobites, gasterópodos, etc.) para así determinar la composición isotópica del agua de mar de hace 450 millones de años. Con este dato pudieron corregir el sistema para calcular temperatura y además determinar el tamaño de las capas de hielo continental durante el Ordovícico tardío. Es la primera vez que se consigue evitar el problema antes mencionado y medir la temperatura de la época con precisión.
Sabiendo esto se puede conocer mejor el clima del Ordovícico y como éste pudo afectar a los ecosistemas marinos. Así por ejemplo, ahora saben que la extinción masiva coincidió con ritmos de cambio climático elevados.

Antes de la extinción masiva la temperatura de los océanos tropicales eran más elevadas de lo que lo son hoy en día , no habia los seres humanos y su contaminacion como la de hoy.....y había glaciares de tamaño moderado cerca de los polos. Pero durante los intervalos de extinción la glaciación se disparó, la temperatura de las aguas superficiales descendió 5 grados y el hielo que cubría Gondwana creció hasta los 150 millones de kilómetros cúbicos, es decir, más que los glaciares que cubren la Antártida y el Ártico durante las glaciaciones de hace 20.000 años.Era la epoca en que Lemuria se undia y se consolidaba la Antlantida...

La Lemuria fue un continente aún más antiguo y más grande que el continente Atlante: ocupó todo el océano Indico y la Malasia y llegó hasta la misma Australia, y por el Sur avanzó hasta cerca de donde hoy es Suramérica, cubriendo casi toda el área del Pacífico. Restos de la Lemuria tenemos todavía, evidentemente, en la Oceanía, con la gran Australia, la isla de Pascua, donde están tallados ciertos monolitos, etc. El Mioceno aquél del que nos habla la antropología materialista, resulta ostensible que tuvo su propio escenario en esa antigua tierra Lemúrica, sin embargo ésta desapareció entre el fondo del océano, a través de 100  mil años por terremotos incesantes. Cuando la Atlántida surgió del océano, ya la Lemuria estaba terminada.

 
 

holeceno1.jpg


La civilización Lemur, obviamente también fue poderosa. Los Lemures eran una raza de gigantes, de CICLOPES (normalmente podían tener estaturas de cuatro, cinco y seis metros).  La Lemuria tuvo también una poderosa civilización, enorme, formidable. En la Lemuria se levantaron enormes ciudades, ciclopeas, rodeadas de murallas de piedra y de lava de volcanes. Muchas gentes habitaron también en los campos, como ahora.

Miremos la Raza Lemur: en un principio, no existían los sexos separados, la Raza era HERMAFRODITA. Entonces cada individuo Sagrado Lemur, tenía los órganos sexuales (masculino y femenino), totalmente desarrollados y se reproducían mediante el sistema de «GEMAClON»: aquél hermafrodita expelía de sus ovarios, naturalmente, mediante el «menstruo» en determinado tiempo, un óvulo o huevo perfectamente desarrollado, del tamaño que puede ser como el de un ave, con una envoltura calcárea, completa. Ese huevo, colocado en un ambiente especial, dentro de su interior, gestaba una nueva criatura. Y al fin, cuando esa criatura salía del cascarón, (criatura que por cierto tenía el poder de moverse de inmediato) se alimentaba de los pechos de aquel PADRE-MADRE...
Así se reproducían los Lemures. El acto sexual no existía, porque cada individuo era completo, por sí mismo. Su reproducción era mediante el sistema de «GEMAClON», pues eran Hermafroditas.En el tiempo suceden cosas extraordinarias. Que se haya dividido la raza humana en sexos opuestos, antes de la desaparición del Continente Lemúrico, es algo que no podríamos en modo alguno rebatir. Las mismas escrituras hebraicas nos dicen que en un principio aquél Adán macho-hembra vivía solo en el Paraíso Terrenal.

«Y creó Dios al hombre a su imagen, a imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó. Y los bendijo Dios, y les dijo: Fructificad y multiplicaos; llenad la tierra, y sojuzgadla, y señoread en los peces del mar, en las aves de los cielos, y en todas las bestias que se mueven sobre la tierra». (Génesis 1:27,28).
Ese Adán macho-hembra de la mitología hebraica es tan sólo un símbolo; se refiere a la humanidad antigua. Antes de que la humanidad se hubiese dividido en sexos opuestos, existía el «ADAM-SOLUS»; mucho más tarde en el tiempo, «Eva fue sacada de la costilla de Adán» (es un símbolo, para representar la división en sexos opuestos). Pero no pensemos en una Eva antropomórfica; no, pensemos en el ETERNO FEMENINO...

Así fue, cuando llegó la época post-Lemúrica, a partir de la tercera o cuarta subraza, se vio claramente que algunos niños nacían con un órgano sexual más acentuado que otro; algunos nacían con el órgano masculino más desarrollado que el femenino, o viceversa, y tal proceso se fue haciendo cada vez más notorio, hasta que al fin sucedió que nacieron niños unisexuados (varones o hembras). Pero este proceso, de división en sexos opuestos, se realizó a través de varios miles de años, no fue de la noche a la mañana. Por eso se dice, repito, que «Eva fue sacada de la costilla de Adán»... Asi   podemos dividir la Raza Lemúrica en dos tiempos: primer tiempo, existencia de los hermafroditas; segundo tiempo, división de la raza en dos sexos.  Cuando ya vino la división total en sexos opuestos, entonces se necesitó de la cooperación para crear. El «menstruo» siguió existiendo en el elemento femenino, pero ya ese óvulo nacía infecundo. Se necesitaba la cooperación con el sexo masculino, para que el óvulo fuera fecundado y así poder reproducir la especie.
 

Pasada la gran catástrofe Atlante de hace mas de 12 mil años , el sistema solar inició un nuevo viaje alrededor del cinturón zodiacal, Los que se salvaron de la gran catástrofe emigraron hasta el altiplano que está situado en la meseta central del Asia y que hoy se llama Tígris. Fue en esa meseta central del Asia donde los sobrevivientes se mezclaron con los Hiperbóreos, los Nórdicos, para originar la nueva raza, nuestra raza actual Aria.  Cada raza tiene siete sub-razas. La Primera Sub-raza: se formó en la meseta central de Asia. La Segunda Sub-raza: apareció en la India. Las emigraciones llevaron pues hasta las tierras de Persia, Caldea, Egipto, donde floreciera La Tercera Rubraza.

  summer1.jpg

La Cuarta Sub-raza: fue formada por los Griegos y Romanos Atenas, Italia . La Quinta Sub-raza: fue formada por Germanos y Anglosajones. Fue escenario de la primera guerra mundial con toda su barbarie. La sexta sub-raza: se forma de la mezclaron de los españoles y portugueses con nuestras indígenas de centro América y América del sur. Pero algo curioso sucedió con los ingleses en Norte América, que estos no se mezclaron con las nativas, sino que las mataron, entonces la fraternidad blanca se vio en la obligación de convertir a Norte América en un Crisol de fundición de todas las razas; por eso vemos en EE.UU. mezclas de todas partes, dando origen al la Séptima sub-raza.

Los indígenas en México representados por los Nahuacos, los Zapotecas, los Toltecas, etc. En Yucatán Honduras vivían los mayas, sin embargo los aztecas, o sea los Náhuac avanzaron por todo el Istmo de la América Central, eran guerreros y llegaron hasta Panamá.

 

abya yalacaral.jpg

En la América del Sur existieron los Caral una poderosa civilización; no hay duda las civilizaciones prehispánicas más poderosas fueron los Nahuas, Mayas y los Incas; sin desmeritar a los Chibchas y los Araucanos.

 

Nuestra subraza aria nació hace 26920 en la constelación de Acuario, el viaje del sistema solar esta terminando estamos en acuario, esta era se inició el CUATRO DE FEBRERO DE 1962.   

 

Durante el viaje alrededor del cinturón Zodiacal, los polos de la Tierra se van desviando, si hoy saliéramos con un avión orientados exclusivamente por la aguja de la brújula, al llegar al polo Norte ésta quedaría como loca y descendiéramos verticalmente de acuerdo con la Ley, y veríamos que allí no está el polo; ya el polo geográfico no coincide con el polo magnético. Los polos de la Tierra están desviados y al concluir el viaje del cinturón Zodiacal, al punto preciso de partida original, los polos se convertirán en Ecuador y el Ecuador en polos.

 

Entonces los mares cambiarán de lecho y estas tierras en las cuales habitamos se hundirán. Un acontecimiento insólito lo precipitará y es el caso de HERCOLUBUS que ayudará a revolución de los ejes de la Tierra, dicho planeta es cinco veces más grande que Júpiter, pertenece al sistema solar de Tilo. Los Astrónomos ya lo tienen ante su vista. Hercólubus, es un gigante poderoso y pasara por un ángulo de nuestro sistema solar.

 

Cuando esto sea, la revolución de los ejes de la tierra se acelerará violentamente y entonces vendrá la catástrofe. Algunos científicos pretenden alejar a Hercólubus con explosiones atómicas, mas esto resultará inútil. Cuando Hercólubus pasó al final del KALI-YUGA por el continente Atlante, vino el Diluvio Universal, los mares se desplazaron cambiando de lecho y se acabó la Atlántida. Así pues cuando Hercólubus pase nuevamente por un ángulo de nuestro sistema solar, vendrá la otra catástrofe. Así pues la catástrofe que se avecina no es la primera, ni tampoco será la última.

 

Los Dioses de la brumosa prehistoria han dejado innumerables huellas que no pudimos leer ni descifrar hasta ahora, porque el conocimiento y sus avances,  hoy tan vinculados con nosotros, fueron  inexistentes, imposibles e inimaginables  para la humanidad durante   muchos milenios. En la más remota antigüedad, nuestros antepasados recibieron visitas  de sus Dioses, asumiéndolo como un hecho, las líneas de Nazca, las pinturas de Tassili, los Moais de Pascua, la loza sepulcral de Palenque y la estatuilla Dogu del Japón nos revelarían  aspectos de esos antiguos emisarios, de igual forma  los carros de fuego bíblicos,  las vimanas de los textos sagrados hindúes, la máquina de Antiquitera y las pilas de Bagdad no podían ser otra cosa sino artilugios fabricados por esos Dioses. Las pirámides de Egipto, los megalitos de Stonehenge, la calavera de cristal maya, las piedras de Ica, etc. Serían vestigios que esconden los profundos conocimientos que fueron entregaron a nuestros ancestros. Así surgen las  historias sobre la llegada de Dioses que nos infundieron su saber en la noche de los tiempos, esto  se sustenta sobre  pruebas  de  lo  antes   mencionado.

Definitivamente nuestros antepasados históricos, no eran tontos, quizá no tuvieran una sofisticada tecnología, pero eran tan hábiles e inteligentes como nosotros y en determinados casos concretos combinaron tales dosis de dedicación, inteligencia y duro trabajo que consiguieron resultados que nos impresionan incluso a nosotros. Existen miles de testimonios dejados por las culturas del pasado, como los sumerios, que nos arrojan  crónicas sobre extraños Dioses y  signos en los cielos anómalos. Y que nos cuentan como  en aquellas épocas remotas presuntos Dioses del cielo,  nos legaron sus conocimientos astronómicos y matemáticos, nos enseñaron las artes, las ciencias e incluso nos ayudaron a construir monumentos, que tenían una utilidad práctica para los Dioses y que debían ser preservados para que como cuentan las tradiciones sumerias,  algún día la humanidad   al llegar a  un grado de avance  determinado, pudiera  ser juzgado y convivir  de nuevo con estos Dioses como antaño.


Como evidencia en lugares muy cerca de Egipto, Jerusalen y Baalbek se encontraron las gigantescas losas de piedra llamadas, megalitos, que por su enorme tamaño, peso y difícil ensamblaje, demuestra una tecnología desaparecida, se cree de la civilización Atlantis, la primera evidencia esta en Baalbek- Libano. Allí se encuentra las tres losas cortadas de piedra mas grandes y mas pesadas del mundo, son llamadas los trilitones de Baalbek, cada gigantesca losa pesan 1.200 toneladas, mide 25 metros de largo y 8 metros de ancho y 5 metros de alto, hoy el peso mas grande que se puede levantar con una grúa es la transportadora espacial Discovery que pesa 150 toneladas, una décima parte de los pesos de los trilitones, hoy no existe la tecnología para levantar las y mucho menos para colocarlas con extrema precisión, fueron movidas de su lugar desde 3 kilómetros de distancia donde fueron talladas y donde aun se encuentran una losa de igual tamaño que nunca fue utilizada por los constructores originales.
La misteriosa plataforma por su enorme tamaño se convirtió en un sitio sagrado para las culturas que después del diluvio se asentaron en la zona, a sirios, persas, griegos y por ultimo romanos, donde construyeron sus templos mas importantes sobre la plataforma.

 
 
[MapaEgipto-full_preview.jpg]
 
 

No estamos en un lugar privilegiado

Datos observacionales parecen rechazar la idea de que la los efectos atribuidos a la supuesta energía oscura se deberían a que ocupamos una posición privilegiada en el Cosmos.

Foto

Desde que hace unos años se descubriera el extraño comportamiento cosmológico, según el cual la expansión del espacio parece estar acelerándose, se ha intentado explicar la naturaleza del agente que lo produce. Es lo que se ha llamado energía oscura sin saber muy bien en qué consiste, aunque parece estar bien descrita por una constante cosmológica, concepto que ya introdujo Einstein hace casi 100 años. Sería algo que llenaría todo el espacio con una fuerza repulsiva que se opondría a la gravedad.
La expansión acelerada descansa en medidas observacionales de supernovas de tipo Ia situadas en otras galaxias, explosiones estelares que actúan de candelas estándar al seguir su curva de brillo un patrón temporal que es bien conocido.
Según la Relatividad General la capacidad de frenar la expansión del espacio depende del contenido de materia del mismo. Si hay poca masa-energía la gravedad no podrá frenar mucho esa expansión y si hay mucha masa-energía la gravedad frena la expansión, llegándose a detener dicha expansión para una densidad crítica determinada.


Desde hace un tiempo se viene especulando con la posibilidad de que la energía oscura no exista y que los efectos que observamos sean producidos por una posición nuestra especial en el Cosmos. Según esta hipótesis, nuestra galaxia estaría en el centro de un lugar del Universo particularmente vacío de galaxias, la densidad de materia sería, por tanto, inferior al promedio y por eso nos parecería que las otras galaxias se alejan de nosotros a una velocidad cada vez mayor. La expansión acelerada del Cosmos sería una ilusión. Pero esta hipótesis contradice dos presupuestos, uno filosófico y otro importante de la Cosmología moderna.
Según la tradición histórica que empezó con Copérnico nuestra posición en el Universo no es privilegiada. El centro del sistema solar está ocupado por el Sol y no por la Tierra. Esto sería el principio copernicano (principio filosófico), que nos ha guiado durante todos estos años.

Además, según el principio cosmológico, el Universo es homogéneo e isótropo (igual en cualquier punto y en cualquier dirección). El bloque fundamental que construiría el Universo serían los cúmulos de galaxias y por encima de esa escala, el Universo sería a groso modo estructuralmente aburrido. Si no se asume este principio es muy difícil aplicar nuestras teorías al Universo en su conjunto, ya que los "ladrillos" que los constituirían serían de un tamaño comparable al del mismo Universo. Un hueco en la estructura a gran escala del Universo perjudicaría la homogeneidad e isotropía del Universo (estemos no dentro de él). La energía oscura sería compatible con ambas cosas, pero el supuesto vacío estaría en contra de ambos principios o postulados.

Ahora, astrónomos trabajando con el telescopio espacial Hubble han deducido que la hipótesis de la posición privilegiada no es compatible con los datos obtenidos. El vacío o hueco cósmico no existiría. El líder del proyecto, Adam Riess del Space Telescope Science Institute, dice que han usado la cámara del Hubble de manera similar a como un policía usa el radar para cazar automóviles circulando a mayor velocidad que la legal, pero que en este caso se trata de galaxias. "Parece que la energía oscura está apretando el pedal del acelerador", añade. Este equipo de investigadores ha trabajado para refinar la precisión con la que se conoce la constante Hubble y que, al fin y al cabo, caracteriza la expansión cosmológica y, por tanto, el comportamiento de la energía oscura. Han conseguido medir el valor actual (pues cambia en el tiempo) de esta constante con una precisión del 3,3%. Estas nuevas medidas reducen en un 30% el margen de error que había en las medidas previas que tomó el telescopio Hubble en 2009.

Midieron las distancias a galaxias tanto cerca como lejos de la Vía Láctea usando candelas estándar (brillo intrínseco, cefeidas variables y supernovas de tipo Ia) y compararon las distancias obtenidas con la velocidad de recesión aparente debido a la expansión del espacio (medible directamente por el corrimiento al rojo). Para la tarea usaron la cámara WFC3 del Hubble que, según Lucas Macri, es la mejor cámara con la que cuenta este telescopio.  La hipótesis del vacío cósmico concordaría con las medidas de supernova Ia si el ritmo de expansión fuera de 60 km/s por Megaparsec o menos (1 Mpc= 3,26 millones de años luz). Con las medidas que se tenían hasta ahora esta situación caía dentro de los márgenes de error y por tanto la hipótesis del vacío podría ser cierta. Los nuevos datos arrojan un resultado para la constante de Hubble de 74±2,4 km/s por Megaparsec. Por tanto, los datos ya no pueden concordar con la hipótesis del hueco cósmico.

Subir Sarkar, de University of Oxford y uno de los que propusieron la hipótesis del vacío cósmico, dice que los nuevos datos no son fatales para su teoría. Según él, el nuevo trabajo está muy bien hecho, pero que en los modelos hay suficiente flexibilidad como para acomodar los nuevos datos. En particular, los modelos de vacíos cósmicos estudiados por Tirthabir Biswas, de Saint Cloud State University, y sus colaboradores permitirían mayores ritmos de expansión compatibles con la hipótesis del hueco cósmico si en el hueco la densidad de materia es variable.  Podemos todavía sentirnos más cómodos con el modelo de vacío cósmico local complejo y creer que es mejor que invocar una energía de naturaleza desconocida. Pero si nos decantamos por la energía oscura los nuevos resultados refutan la hipótesis del vacío local y suponen un bonito ejemplo de falsabilidad en el método científico.

Pero este resultado tiene un significado filosófico un poco triste. En un futuro lejano de 10000 quintilllones de años galacticos, el Universo se disolverá en la nada con una expansión cada vez más rápida. Las galaxias y sus cúmulos desaparecerán, e incluso a cualquier civilización que surja en ese remoto futuro ni siquiera le quedarán pruebas observacionales para hacer Cosmología o deducir que una vez hubo un Big Bang. Visto así quizás no vivamos en un lugar privilegiado, pero sí en un tiempo privilegiado, pues es justo el momento cosmológico en el que la expansión del Universo ha empezado a acelerarse.


El papiro Ani, quizás el más famoso de los Libros de los Muertos egipcio.

Fue hallado en Tebas y se cree que pertenece al siglo XIV a.C.

(British Museum)

 

 


--
virgilio



--
virgilio

viernes, 22 de abril de 2011

despegue,,,,,,


LA REALIDAD DE LA VIDA.
orion-pascuas1.jpg
Un hombre murió.. Al darse cuenta vio que se acercaba Dios y que llevaba una maleta consigo; y Dios le dijo:
bien hijo es hora de irnos.. El hombre asombrado le pregunto a Dios; ya tan pronto, tenia muchos planes por cumplir.. Dios le contestó lo siento hijo pero es el momento de tu partida..
El hombre le pregunta Dios que traes en la maleta? y Dios le respondió !! Tus pertenencias!!!...
¿Mis pertenencias? Mis cosas, mis ropas, mi dinero? y Dios le dijo; no hijo esos nunca te pertenecieron, eran de la tierra..
¿Entonces traes mis recuerdos? No hijo nunca te pertenecieron, eran del Tiempo..
¿Traes mis talentos? No te pertenecieron, eran de las circunstancias..
¿Pero si traes a mis amigos, a mis familiares? Lo siento hijo, ellos nunca te pertenecieron, eran del camino..
¿Entonces traes a mi mujer y a mis hijos? no hijo ellos nunca te pertenecieron tampoco, eran de tu corazón...
¿Pero si traes mi cuerpo? tampoco, nunca te perteneció, ese era de polvo..
¿Entonces traes mi alma? No hijo!. tu alma es  Mía..
Entonces el hombre lleno de miedo le arrebató a Dios la maleta y al abrirla, se dio cuenta que estaba vacía; Con una lágrima de desamparo brotando de sus ojos, el hombre le dijo a Dios.
¿Nunca tuve nada? Si hijo mio..  Cada uno de los momentos que viviste Fueron solo Tuyos;  la vida es solo un momento; !!Un momento solo tuyo.!!! Disfrutalo en su totalidad.. Que nada de lo que crees que te pertenece te detenga.... Vive el ahora! , Vive tu vida..!!!. Y no te olvides de SER FELIZ. Valora a quienes te valoran, no pierdas tiempo con quien no lo tiene para ti, solo haz la voluntad de Dios, regala estas hermosas palabras:
Que la luz infinita del universo sea contigo.........
 
 

orion-tauro.jpg



...un marzo ventoso y abril lluvioso
hacen a mayo florido,
en términos astronómicos zodiacales, ....:
Aries ventoso y Tauro lluvioso
hacen a Géminis florido.






jueves, 21 de abril de 2011

clave 22....608 dias y contando....

portaldeorion12.jpg
 
 ARQUEOASTRONOMIA DE LA  SEMANA SANTA ARCAICA
...un marzo ventoso y abril lluvioso hacen a mayo florido, en términos astronómicos zodiacales, ....: Aries ventoso y Tauro lluvioso hacen a Géminis florido.

 

Hay quien dice que este toro es en realidad, una vaca: Ío, una joven seducida por Zeus, que, para poseerla se disfrazó de nube, y que, cuando su esposa Hera lo pilló in fraganti, convirtió a la pobre muchacha en ternera, y soltó eso de : "no es lo que te figuras, cariño".

 

Otros afirman que este toro celestial es uno de los disfraces de Zeus, el que utilizó para conquistar a Europa, la princesa que dio nombre a un continente.

 

También cuentan que se trata del hermoso toro del que se enamoró Pasifae, la reina de Creta, de cuyos amores se dice que nació el Minotauro.

 

Aunque los babilonios veían en esta constelación al toro sagrado que su diosa Istar mandó para destruir la ciudad de Ur y al que mató el héroe Gilgamesh.


Gilgamesh

 

Tauro es constelación conocida desde la prehistoria, como demuestran las pinturas rupestres.

 

En el triángulo que forma el imaginario hocico del toro, hay un grupito de estrellas llamado las Híades (las suculentas), las ninfas de la lluvia,


Híades

 

que criaron a Dionisos, el dios del vino, de ahí la afición de los tauro por la buena comida y la buena bebida.


Dionisos

Los dos cúmulos estelares más cercanos y prominentes están altos en el oeste al caer la noche. Las Híadas se ven como una letra V apuntando hacia abajo, con una estrella brillante anaranjada en un punto. Las Pléyades, con forma de cazuela, están hacia la derecha de la Híadas.

Las Híadas
Muchas estrellas viajan por el espacio como miembros de familias numerosas -docenas o cientos de estrellas unidas por su fuerza de gravedad. La más cercana de estas familias estelares es la de las Híadas. Es una colección de más de cien estrellas; las más brillantes forman la figura de una letra V.

En la mitología europea, esta figura representa la "cara" de Tauro, el toro. También otras culturas quizás vieran una cara en las estrellas de las Híadas. Hay evidencia, por ejemplo, de que los mayas vieron en las Híadas una cara de ciervo.

Las estrellas de las Híadas se formaron hace entre 500 y mil millones de años. Las estrellas nacieron de una sola nube de gas y polvo, lo que significa que todas las estrellas son hermanas.

Las Híadas son uno de los patrones de medida más importantes de la astronomía. Como están tan cerca, los astrónomos han usado varios métodos para medir su distancia con precisión: unos 150 años luz. Luego compararon las Híadas con otros cúmulos para determinar SUS distancias. Estas medidas ayudaron a los astrónomos a medir el tamaño de nuestra galaxia, la Vía Láctea.

 

Suben las Pléyades .....
El cielo está lleno de cazos, el Grande, el Pequeño y otros que podemos trazar con varios grupos de estrellas. Uno de los más pequeños, pero más famosos, son las Pléyades, un cúmulo estelar que marca el hombro de Tauro, el toro.

Las Pléyades son un cúmulo de varios cientos de estrellas jóvenes. Está a unos 400 años luz de la Tierra. Si estuviéramos EN las Pléyades, y miráramos hacia nuestro sistema solar, el Sol sería demasiado tenue para verse. Pero muchas de las estrellas de las Pléyades son más calientes y más grandes que el Sol, por eso se ven fácilmente.

La verdad es que, por separado, estas estrellas no son demasiado vistosas, pero todas juntas forman un objeto prominente: una figura que parece un cazo diminuto.

Las imágenes del cúmulo muestran que las estrellas están rodeadas de gas azul. El gas se ve porque refleja la luz de las estrellas. Los astrónomos pensaban que era gas sobrante de la formación del cúmulo, pero hoy saben que las estrellas atraviesan una nube de gas.

¿Cuántas veces usted se detiene a observar lo que el cielo cada noche coloca en cartelera?… Recuerde el axioma que dice "Como es arriba…es abajo"… El cielo y las estrellas no son un adorno… son una realidad.


 

  • Un mes de  marzo ventoso y abril lluvioso hacen a mayo florido.
  • En términos astronómicos zodiacales sería: Aries ventoso y Tauro lluvioso hacen a Géminis florido.
  • Y usando un lenguaje analógico se representaría tal sucesión de ocaso de constelaciones de los atardeceres de dos días de fiesta y los efectos de los fenómenos coincidentes el tercer día de fiesta en obra de arte como:
  • Aries ventoso = metáfora funcional de un carnero con alas.
  • Tauro lluvioso = metáfora funcional de un toro llorando.
  • El Géminis florido = metáfora de flores.
  • - Pues igual para la Prehistoria. Pero teniendo en cuenta que no sólo reflejaban las constelaciones que se iban al ocaso al atardecer / las vespertinas / las que desaparecían por el oeste tras el ocaso del Sol, sino que también reflejaban las que empezaban a brillar por el este al atardecer / cuando empezaba su esplendor crepuscular / su orto vespertino. O bien reflejaban las que reaparecían antes del amanecer por el este / antes de la salida del Sol / el orto heliaco.
De manera que las escenas dibujadas  en petroglifos referentes ala Prehistoria de la humanidad actual  tienen carácter simbólico y astronómico:
  • Reflejarían con diferentes tipos de metáforas, diferentes posiciones de las constelaciones y los fenómenos coincidentes.
  • O reflejarían las constelaciones de dos días de fiestas consecutivas, los fenómenos coincidentes y las consecuencias de los fenómenos.

 

Aparecían a lo largo del año sobre el horizonte mirando al norte, en cualquiera de las situaciones estelares, vespertina o matutina de determinada fecha de día de fiesta, de las veintidós constelaciones que se fijaron hace 5.300 años luego del ultimo diluvio. Y asimismo reflejarían los fenómenos coincidentes que tenían una aparición regular a lo largo del año, ya que para cada situación estelar de cada día de fiesta decidieron asociarle un fenómeno de aparición estadística, como una regla mnemotécnica que les servía para recordar el orden de las constelaciones y los fenómenos cíclicos característicos.

Los días de fiesta de los dos períodos agrícolas podrían ser denominados: días de Labrado, de Siembra y Lluvia, de Floración y de Emigración, de Recolección de frutos, día de Helada, de Canícula, de Vientos Furiosos,... pero también días de Solicitud de Embarazo, de Solicitud de Resurrección de muertos, o de Inspiración Poética,...

Esperaban con ritos pre-religiosos que la Madre Naturaleza no hiciera tonterías y tuviese un comportamiento regular y estable. Porque, contra los fenómenos maléficos como la helada, que podía destruir los brotes futuros frutos, nuestros ancestros sabían y estaban preparados para su aparición regular y tomarían sus medidas (ejemplo las fogatas y hogueras que eran encendidas en los campos para subir la temperatura y así evitar que se helaran los nuevos brotes, heredadas por religiones posteriores. Y que aún se celebraban en la Edad Media en la noche del Walpurgis, (del 1 de mayo), pero si se adelantaba el tiempo de heladas, la futura cosecha sería nula y no habría posibilidades de alimentar a sus hijos o quedarían desprotegidos.

Con la obra de arte en la paredes de la caverna neolitica inventada en el dibujo del carnero volador, toro lluvioso y flores, tendría un mensaje dirigido a la Madre Naturaleza que dominaba las fuerzas que dominaban el universo y diría: "envíanos vientos y lluvias para que la vegetación se llene de flores (que se convertirán en abundantes frutos)".

Y de manera similar se inventarían ritos alusivos a tales constelaciones animadas por la Divinidad, con las que esperarían asegurar que los fenómenos que en principio tenían una aparición regular y estadística con las constelaciones aludidas en las figuras animalísticas y de flores, hicieran su aparición mágica. Esos ritos consistirían en concretizar tales figuras animalísticas en hechos reales. Por ejemplo en el mes de marzo / Aries se practicaría el rito de tirar un carnero desde un lugar elevado para "hacerlo volar" y apareciese mágicamente el viento esperado; en abril / Tauro se practicaría el rito mágico de herir a toros para que "llorasen" e hiciesen acto de presencia la lluvia. Y en mayo / Géminis se practicaría la ofrenda de "flores" para que la vegetación y las plantas alimenticias floreciesen. Y ese realmente sería el origen de la práctica de muchos de los ritos religiosos celebrados en días de fiesta, tanto de las religiones paganas como de la heredada cristiana: su fundamento astronómico.

Los ritos aludían con diferentes tipos de metáforas, a las constelaciones que coincidían con determinadas situaciones estelares, que aparecían el día en que se celebraba la fiesta.

De manera que las obras de arte paleo y neoliticas son  simbólicas y los ritos de días de fiesta, era un sistema de signos, que usaba un lenguaje analógico, para formular mensajes astronómicos, simbólicos y cifrados. Las fechas de los días de fiesta (que fueron fijados hace 5.300 años y conservados durante los ultimos milenios, con sus precisas constelaciones cíclicas y los fenómenos asociados, anunciaban las diferentes etapas por las que pasaba el crecimiento de la vegetación a lo largo del año, en sus dos períodos agrícolas, e indicaban el tiempo de la lluvia, o de la sequía, o de la recolección de frutos de verano o de invierno,... así como marcaban otras funciones que esperaban realizase la Divinidad: que enviase la inspiración para pronunciar oráculos, o que hiciese resucitar a los muertos o concebir a las mujeres, etc.

La finalidad de las obras de Arte ruspetre arcaicas portaban mensajes dirigida a la Divinidad, tenían contenido religioso. Ello quiere decir que las diversas representaciones simbólicas no eran objetos para ser contemplados por los seres humanos, no estaban determinadas por motivaciones puramente estéticas, sino que tenían una finalidad sagrada. Lo corrobora la afirmación sobre los geoglifos de Nazca: "... la única deducción lógica puede ser la de que tales glifos se construían para que los contemplasen los mismos dioses o seres sobrenaturales de su mitología."

 Cada protagonista o atributo o elemento o motivo de cada escena o representación artística rupestre simbólica, se identifica metafóricamente con constelaciones, personificadas o animadas por la Divinidad, como diferentes máscaras. Contelaciones que cuando ocupaban determinada posición, era coincidente con determinado fenómeno / (se creía) que la Divinidad ejercía una función determinada / era responsable de ese fenómeno. ...Y constelaciones animadas en principio por la más arcaica Diosa que adoró la humanidad: la Diosa Madre a la que consideraban que cubría las necesidades humanas como una madre de familia protege y cubre las necesidades básicas de sus hijos. Posteriormente constelaciones animadas por las Divinidades de los panteones politeístas. 


 Nuestros ancestros decidieron invocarla (por la vista, el oído,...), con lo que nació la religión Prehistórica y más tarde la religión agrícola Mistérica, con ceremonias religiosas en las que practicaban multitud de ritos: usaban obras de Arte en ritos mágicos, cantaban himnos, bailaban y tocaban instrumentos musicales,... para que mágicamente hubiera abundantes vegetales y frutos, de verano y de invierno.
Todos los atributos muestran que reflejan constelaciones del atardecer del 14 de febrero arcaico hoy  correspomde  al 1ro de mayo . Y "pretenderían" propiciar la resurrección de la semilla recién sembrada en la primera época agrícola. La situación estelar correspondiente a las constelaciones reflejadas de forma metafórica en los diferentes motivos artísticos de la  obra de arte rupestre.

Mitra aparece clavando un puñal al toro Angra Mainyu (constelación Flecha e Híadas, orto y ocaso vespertino respectivamente), mientras un escorpión le muerde los genitales = constelación Escorpio orto) y un perro le lame la herida = constelación Canícula / Can Mayor de la que sale ramos vegetales = constelación Ramo esplendor / orto vespertino el 1 de marzo. Y se refiere a la situación estelar del 14 de febrero arcaico al 1 de marzo de hace 6000  años .

 Mitra Tauroctonus clavando puñal = cons. Flecha orto vespertino, a víctima Angra Mainyu = cons. Híadas ocaso vespertino, escorpión muerde genitales = cons. Escorpio orto vespertino, perro lame herida = cons. Canícula ocaso vespertino, ramas vegetación = cons. Ramo orto vespertino

 

 

Del atardecer del 14 de febrero al del 1 de marzo

Configuración real del cielo del tardecer del 14 de febrero al atardecer del 1 de marzo arcaico, reflejada en la imagen simbólica de Mitra clavando puñal a víctima, además mordida por escorpión y con perro lamiendo la herida de la que surgía vegetación

Y en principio ceremonias realizadas por las representantes del mismo sexo de la Diosa que se creía ejercía el domino del universo. Y así afirma Pomeroy (1982, 96): "La existencia de festividades exclusivamente femeninas ha sido explicada de distintas maneras. Una hipótesis es que los cultos femeninos eran supervivencias de un período matriarcal cuando toda la religión estaba en manos de mujeres. Otra explicación es que las mujeres en las sociedades primitivas tenían a su cargo la horticultura y la jardinería, y por tanto, estaban implicadas en los cultos a la fertilidad." ...Más tarde participaban también varones que se emasculaba para convertirse en Sacerdotes eunucos representantes del paredro castrado de la Diosa, antes de que la mujer se le prohibiera participar en el culto en época ya histórica.
De manera que nuestros ancestros pedían con las manifestaciones artísticas, así como con los ritos de las ceremonias de los días de fiesta de la religión agrícola, a la Divinidad con variedad de máscaras-constelaciones, que asegurara el orden de las estaciones, con sus específicas constelaciones y enviara con regularidad los fenómenos cíclicos a lo largo de los días de fiesta celebrados en las fechas fijadas hace 5.300 años. Fenómenos benéficos como: lluvia que favoreciese el crecimiento de la vegetación en el Paleolítico o la germinación de la semilla en el Neolítico, o los protegiera contra los fenómenos maléficos que la Diosa también enviaba: helada, calor, sequía que destruía la vegetación,... de manera que así hubiese alimentos para no morir de hambre, y solicitaban otros logros: resurrección de muertos para que éstos se reencarnasen y hubiese suficientes hijos,...

 


 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Y ceremonias de días de fiesta, que transformadas y modificadas, han sido heredadas por religiones posteriores, incluidas las ceremonias cristianas, que tienen su origen en las ceremonias sagradas paganas de finalidad agrícola y conservan generalmente las mismas fechas en que se celebraban las que sustituyen, cuando coincidían con precisas situaciones de las constelaciones en el cielo cuando fueron fijadas hace 5.300 años. En relación a ello manifiesta Husain (1997, 37): "El cristianismo se apoderó de algunas de las más populares celebraciones romanas y las reinterpretó en un intento, a menudo fracasado, de depurarlas de su carácter pagano." Markale afirma (1993, 128-129): "El Cristianismo recuperó integramente esta fiesta convirtiéndola en la de Todos los Santos" en relación a la fiesta del 1 de noviembre.
Pero dado que existe hoy día, una diferencia de dos meses y medio respecto de los hechos astronómicos que tenían lugar en el año 3.300 a.n.e., se evidencia, que al conservar las fechas de celebración de los días de fiestas, así como los rituales asociados, los mitólogos patriarcales desconocían su coincidencia con señalados hechos astronómicos. E igual desconocimiento existiría cuando diversos pueblos con religiones agrícolas anteriores al cristianismo conservaron los rituales arcaicos, inspirados en las constelaciones de las fechas cuando fueron "fijadas" en el año 3300 adne, así como las fechas de celebración. Desde entonces las herederas cometieron los mismos errores, ya que después del año 3300 adne, las situaciones estelares ya no eran coincidentes en las fechas en que se conservaban los rituales inspirados en esas fechas cuando existía asociación entre constelaciones y fenómenos, dado que por la precesión se iba dando un desfase a lo largo de los siglos.
 
La investigadora María Reiche fue la primera investigadora en identificar motivos artísticos con constelaciones. Lo hizo a partir de 1941 en que Kosok la contrató y le sugirió que estudiara los geoglifos de Nazca. Y a ello se aplicó la matemática con todo su bagaje científico, a los que incorporó además los conocimientos ancestrales y míticos de los peruanos.

María Reiche captó en muchas de las figuras de Nasca la relación de éstas con diferentes grupos de estrellas; así identifica al "Mono" con la constelación del "Escorpión", a la "Araña" con la del "Navío", mientras que la del "Triángulo" estaría relacionada con el "Can Mayor". Por otra parte, se ha creído ver en el "Ave Fragata" una señalización al Hemisferio Norte de la bóveda celeste. El Dr. Paul Kosok, estudioso de la irrigación prehispánica  coincide en afirmar que los trazos y figuras tienen que ver con la astronomía y los climas. (José Antonio del Busto, citado por Gamero, 2004)

Y Reiche consideraba que los complejos glifos de Nazca: (eran)... componentes del mayor calendario astronómico. (Ruiz, 1992: 19).

Aunque para ser más precisos, nosotros diríamos que los glifos no representan exactamente un calendario, sino que el conjunto de los motivos artísticos de los geoglifos de Nazca, serían una representación metafórica de las constelaciones que sus autores veían en determinado momento del año. Y que todo el conjunto formaba un Planisferio simbólico del hemisferio sur.

Desde el paleolitico en cavernas hay  obras de arte a las que consideramos tienen carácter inteligible, por ejemplo con motivos de animales o antropozoomorfas con flechas clavadas, o a punto de caerse o cayéndose, aluden de forma metafórica a la lluvia...reflejan el evento estelar vespertino de las Híadas "Las Lluviosas" yéndose al ocaso, coincidente con el orto de la constelación Flecha. De ahí las abundantes ceremonias y ritos mágicos propiciatorios de la Fertilidad, tanto humana, animal, de los antepasados, como de la cosecha, con acompañamiento de esculturas femeninas o hermafroditas. Y que eran dirigidas desde antiguo, por las mujeres. Y mientras ejercía su función, la Sacerdotisas era la encarnación de la misma Diosa. Al respecto afirma Campbell de una Sacerdotisa de la Diosa Pelé de la isla Hawaii (1991, 151): "... una sacerdotisa de Pele es, en cierto sentido, una encarnación menor de la misma Pele. Así que el misionero estaba realmente hablando con la diosa. Le dijo" «He venido a traerle un mensaje de Dios». Y la sacerdotisa dijo: «Ah, ése es su dios. Pele es el mío»."

En diferentes islas se llevaban a cabo "Ceremonias de Fertilidad de la Cosecha" en honor de Diosas, por mujeres, en las que usaban esculturas para que la Diosa promoviese la lluvia y como bailarinas bailaban al anochecer el corroboree destinadas a provocar la lluvia, cuyo modelo eran las Diosas Danzarinas de la constelación de Las Pléyadas. Y las maoríes bailaban por Año Nuevo, coincidiendo con el levantamiento helíaco de Las Pléyadas ("Mararii i Nia" y "Mararii i Raro" "Pléyades Arriba", "Pléyades Abajo") (en nuestro hemisferio norte, el orto matutino de Las Pléyadas tiene lugar en julio-agosto). Mientras que bailarinas de Pitjantjatjara del Desierto del oeste (sur de Australia), lo hacían por otoño, coincidiendo con el ocaso de Las Pléyadas (en nuestro hemisferio en abril-mayo). En Hawaii las bailarinas ejecutaban la danza "Hula" en honor de la Diosa Laka. En el archipiélago de Trobriand, bailaban en honor de la Diosa Konjimi. En otras regiones bailaban en honor de otras Diosas: de la Madre Ancestral de la Región Montañosa de Nueva Guinea, en las islas de La Melanesia: Pitilu, Nueva Irlanda, en Nueva Caledonia,... en honor de la Diosa Kabo Mandalat. Y como músicas, las mujeres de Nueva Zelanda, tocaban los instrumentos realizados con pieles de animales: bombos, en honor de la Diosa Tarabanga "La Sabia Madre Primigenia".

El conocimiento de la geometría celeste en los tiempos de Homero (VIII a.C.) permitió a los antiguos campesinos y marinos griegos adecuar sus labores según la dinámica celeste. Para ellos las Pléyades eran fundamentales. Nuestras ninfas astronómicas dividían el año agrícola en dos partes: su aparición por la noche marcaba el retorno de la primavera y su culminación en las primeras horas de la noche señalaba el principio del invierno. Hesíodo aconseja: Al surgir las Pléyades, descendientes de Atlas empieza la siega; y la labranza cuando se oculten... Por otro lado, la salida helíaca (minutos antes de que salga el Sol) de las Pléyades en Mayo marcaba el comienzo del año de la navegación y su puesta determinaba su fin.

 
Las Pléyades junto a sus hermanas celestes Las Híadas, las estrellas de la lluvia, forman parte de la constelación de Tauro. Están situadas a unos 400 años luz de distancia de la Tierra y en los modernos atlas astronómicos están catalogadas como M 45 o NGC 1432. El cúmulo cuenta con más de 300 estrellas aunque, a simple vista, pueden distinguirse sólo seis o siete; son las llamadas siete hermanas, las cabrillas o las atlántidas (hijas de Atlas). El nombre de Pléyades parece derivar de la palabra griega plein, navegar, o bien de pleos, lleno.

Las estrellas más brillantes del grupo son: Alcyone, Atlas, Maya, Electra, Taigete, Astérope, Mérope, Pleione y Calaeno; son estrellas del tipo B, gigantes azules, con una temperatura superficial de unos 15.000 grados centígrados. Según los cálculos de los astrónomos este grupo estelar se es visible desde la Tierra a finales de abril  hace unos 60 millones de años. Por aquellos tiempos, un asteroide de unos 10 Km. de diámetro y un billón de toneladas de peso penetraba en la atmósfera terrestre, de manera que 3/4 partes de las especies, incluidos los dinosaurios, desaparecían en La Gran Extinción y se iniciaba la evolucion de los mamiferos para dar origen a los prehumanos. La referencia más antigua registrada sobre las Pléyades, sin embargo, corresponde a la literatura astronómica China fechada en 2357 ADNEC. Para las tribus agrícolas del hemisferio norte el curso de las Pléyades indicaba el comienzo y el final de la temporada de cultivo.

 
Se dice que la Pirámide del Sol, fuera de la Ciudad de México, está alineada con las Pléyades, ya que su cara occidental y muchas de las calles aledañas están alineadas directamente con el punto de la puesta de las Pléyades la medianoche de la noche en que está en su punto más elevado. Las Pléyades eran claramente reverenciadas también por los Mayas, quienes, en el área de Chichén Itza, sabían que el sol producía una sombra tipo serpiente del lado de la escalinata del norte de la pirámide de Kukulcan durante el equinoccio de primavera. Algunos estudiosos han calculado que 60 días después de la aparición de su sombra, cuando el sol alcanza su cenit sobre la Pirámide a medio día (Mayo 20-Mayo 23), hay otra alineación directa con las Pléyades. Esta alineación Pléyades-sol podría tener una conexión directa con Quetzalcoatl, la serpiente emplumada que trajo una sabiduría más grandiosa al planeta.

Los antiguos Egipcios también señalaron a las Pléyades como una diosa, probablemente más reconocida como Neith, la "madre divina", o Hathor, quien tomó la forma de una vaca (que portaba las semillas de la vida). Los piramidólogos que han trabajado en Egipto durante los últimos 12 años han encontrado textos piramidales que sugieren que los Egipcios reverenciaban a las Pléyades como un sistema estelar superior divino, especialmente a Alcyone, su estrella más brillante.

Gran parte de los pueblos existentes desde los inicios de la cultura humana, nos ha dejado en herencia miles de artefactos arqueológicos indescifrables de carácter sagrado, como representaciones de animales, humanos y objetos pintadas en cavernas o grabadas en altas cumbres, esculturillas, edificaciones y tumbas, además de extraños mitos de enfrentamientos entre seres Divinos, humanos y animalísticos y rituales sagrados y misteriosos celebrados a la luz de las estrellas en determinados días de fiesta del calendario astronómico.

Estas estrellas han sido reconocidas desde tiemposantiguos y se celebran en casi todas las culturas, a continuación una muestra:


DIEZ Y OCHO MIL AÑOS ATRÁS!

Una pintura rupestre en la cueva de Lascaux en Francia, de fecha a 16.000 a. C. parece ser la primera representación conocida de una constelación. Está pintada en el techo del Salón de Toros. Las pinturas rupestres no están normalmente asociadas con las constelaciones, salvo que en este caso, donde hay una serie de puntos negros que parecen por su espaciamiento y orientación, representar las constelaciones de las Pléyades, Tauro y el cinturón de Orión.

Más sorprendente aún, el arte rupestre es claramente un toro (en realidad, un uro, el antepasado extinto de ganado doméstico), lo que indica que la representación de la constelación como un toro, puede remontarse a miles de años.

Las puntas de los cuernos están bien colocadas para marcar el ζ = estrellas Zeta Tauri y β = beta (El Nath). Las pinturas tienen las geometrías relativa correcta, pero gire hacia la izquierda cuando se pasa de Orión a Tauro a las Pléyades - como si el artista es la pintura por la memoria de una posición incómoda en un andamio, girando su cuerpo como pinta.

 

Con las sucesivas oleadas migratorias de varios pueblos, los hijos del continente atlante, que tuvieron que huir de su patria, destruida por terribles cataclismos. Las palabras de Diodoro Sículo recobran otra vez su fuerza. Y aún hay más. Los Toltecas de México se consideraban oriundos de un país que se llamaba Atlan o Aztlan y el pueblo Azteca tenía la misma leyenda. La idea de un diluvio antiguo aparece claramente reflejada en el Popul Vuh, el libro sagrado de los Mayas. Este libro refiere como aquel pueblo emigró del país de sus abuelos; cómo llegó a alterarse su lenguaje, y cómo algunos emigraron al este mientras otros se trasladaban al oeste ¿Serían éstos los pueblos y naciones fundados por los descendientes del rey Atlas? Según los iniciados mayas, la ciudad de Chichén Itzá que cuenta entre sus construcciones con la pirámide del Castillo o de Kukulkan, el famoso Juego de Pelota y el observatorio astronómico llamado El caracol, fue construida como una representación terrestre de la constelación de las Pléyades.

Los Mayas llamaban a las Pléyades Tzab-ek, el crótalo de la serpiente de cascabel. Los Aztecas las denominaron Tianquiztli, el mercado o las muchas. Para este pueblo la observación de las Pléyades tenía un carácter sagrado. La periodicidad de estas estrellas, que cada 52 años alcanzaban el cenit en la medianoche, dio origen a la ceremonia del Fuego Nuevo. Era un ritual de renovación de la Naturaleza en la que el fuego era el elemento revitalizador. Los aztecas tenían la creencia que si las Pléyades cumplían su cita, el fin del mundo no había llegado y la humanidad tenía, al menos otros 52 años antes de que el fin sucediese. Nuestras ninfas aparecen representadas también en su calendario, precisamente en los cuernos de las dos serpientes enfrentadas que representan a Quetzalcoatl, similar al Hunab Ku maya o a Hermes-Thot, todos ellos dioses que miden el movimiento y el tiempo cíclico del Universo.

Por cierto, en los calendarios astronómicos de pueblos tan lejanos entre sí como los babilonios y los indonesios, también cumplen las Pléyades su papel de medidoras del tiempo. Según el arqueoastrónomo Aveny (Colgate University of New York) muchas ciudades mesoamericanas estaban construidas con una determinada orientación astronómica. Así, la ciudad de Teotihuacan la ciudad donde los hombres se convierten en dioses, fue construida en función del cúmulo estelar de las Pléyades, cuando la salida de estas estrellas marcaba el advenimiento de la estación de las lluvias.

El sincretismo de estas hermanas meteorólogas en diferentes lugares del mundo resulta harto evidente. Otras ciudades de la América precolombina tomaron como modelo la orientación de Teotihuacan y edificaron sus principales templos y edificios hacia nuestras estrellas. En el Imperio Inca, conocidos también como Tahuantinsuyu, sus sabios sacerdotes dedicaron una cámara del Templo del Sol, el Coricancha, en Cuzco (ombligo del mundo) a las Pléyades, llamadas por ellos Collca o Cuyllor.

El arqueólogo chileno Edmundo Edwards se preguntaba hace años porqué muchas de las tupas (torres de observación astronómica ) de la Isla de Pascua estaban orientadas en función de las Pléyades. La Isla de Pascua o Te Pito o Te Henua (el ombligo del mundo), continua siendo un verdadero misterio no solo por sus singulares estatuas sino por las tablillas rongo-rongo, aún no descifradas y que contienen un idioma único en el mundo.

En Europa nos encontraríamos a  atlántidas en unos grabados de la Isla de Yeu, en Francia. En Stonehenge aparecería de nuevo Alcyone, la atlántida preferida de los ocultistas, marcada por el alineamiento de una de sus mágicas piedras. Nuestras queridas Pléyades han ayudado a la humanidad desde la noche de los tiempos, marcando las estaciones, los ritmos agrícolas y las fiestas sagradas, pero continúan siendo un enigma que sigue planteando muchas preguntas.

Tal vez, la respuesta la tengamos en el cielo. Como dijo una sabia maestra: La humanidad y las estrellas están unidas entre sí indisolublemente, por razón de las Inteligencias que gobiernan a estas últimas. O tal vez, la respuesta la tengamos en la tierra y necesitemos quitarnos las telarañas de los ojos y revisar de nuevo nuestros mitos y leyendas más antiguas. Mientras llega la respuesta, invocamos una vieja canción de los indios Pawnees que termina diciendo: Enseñadnos ¡Oh Pléyades! a mantenernos unidos. Y yo añado: y si puede ser, en Paz.

En todos los casos: obras de arte, mitos y rituales de carácter secreto que nuestros ancestros hacían por alguna importantísima razón, ya que dedicaban gran parte de su tiempo y esfuerzo en su elaboración, pero cuyos significados y finalidad última han permanecido ocultos.

Por un lado se sabe que las obras de arte, los mitos y los rituales tenían finalidad sagrada, con las que se enviaban mensajes a la Divinidad a la que invocaban mágicamente (por la vista, el oído,...) para que enviase abundantes alimentos e hijos. Por ejemplo las obras de arte situadas en entornos ocultos o de difícil acceso a la contemplación humana son interpretadas por Alcina (1982, 182) como: "... la única deducción lógica puede ser la de que tales glifos se construían para que los contemplasen los mismos dioses o seres sobrenaturales de su mitología."

Y por otro lado se sabe que estaban relacionados con la astronomía, ya que algunos de los nombres de los protagonistas humanos de mitos y obras de arte realizadas por creyentes de religiones de principios de la época histórica, heredadas de la Prehistoria, correspondían a Divinidades celestes o bien los animales que los acompañan denominan constelaciones. Y Divinidades que se creían eran personificaciones celestes y habitaban en el cielo y bajo la tierra, precisamente lugares donde se movían y ocultaban las estrellas y constelaciones (no sólo el sol y la luna). Y también se sabe que las fiestas estaban relacionados con la astronomía, ya que las fechas en que se celebraban estaban acorde con el calendario astronómico.

De forma que para conocer el verdadero alcance del conocimiento astronómico de nuestros ancestros de la Prehistoria ha nacido una nueva ciencia. Algunos investigadores la sintetizan bajo el nombre de arqueoastronomía, englobando los diferentes estudios de materiales relacionados con las creencias astronómicas en diferentes ámbitos, mientras que otros las denominan de forma independiente como astroarqueología, arqueoastronomía y etnoastromía.  La mayor parte de las pinturas paleolitica estudiadas por los academicos , han sido realizadas en períodos determinados y agrupadas alrededor de regiones concretas: unas en el suroeste de Francia y norte de España y otras en el levante español. Es decir que no fueron realizadas de forma continua a lo largo de los milenios desde el Paleolítico Superior. Sino que  fueron realizadas en dos períodos exactos alejados entre sí muchos milenios y concentradas en regiones precisas.

Las más antiguas son:
 A- Motivos pintados en paredes de cuevas o incisos en huesos y se remontan alrededor del año 16000 adne y otros
 B- Motivos presentados además de en escenas pintadas en cavernas, otras pintadas en abrigos o grabados rupestres a la intemperie, y están datadas por los historiadores en el V milenio a.n.e.

Y a pesar de que estén separadas varios milenios propician de forma metafórica, el fenómeno de la lluvia. Lo deducimos tras analizar las diferentes figuras antropozoomorfas o animalísticas, muchas veces embarazadas, con metáforas funcionales: tienen lágrimas o torrentes de agua saliendo de ojos, o saliendo de sus entrañas o de su vientre (figurado o real), o saliendo de sus manos, o tienen el cuerpo relleno de dibujos metafóricos de aguas, o tienen flecos...

  • A- Entre los motivos de obras de arte que consideramos propician las lluvias, que están datadas hace 18.000 años, citamos por ejemplo:
- Los animales cayéndose pintados en la bóveda de la Sala de los Polícromos de la Cueva de Altamira, Santillana del Mar, Santander;
- La pintura de yegua embarazada y con flechas en la zona ventral de la Cueva del Castillo, Puente Viesgo, Santander, Cantabria;
- La escena pintada en el camarín de la Caverna de la Peña de San Román de Candamo, Asturias con dos yeguas embarazadas con jabalinas clavadas y otros animales;
- La yegua con venablos clavados rodeada de otras representaciones de la Cueva de El Pindal;
- La pintura de una bisonte de la Cueva Altxerri, Vizcaya, Euskadi que, según Martín De Ugalde (1981, 32): "... lleva clavada sobre el lomo una azagaya (lanza de dardo pequeño arrojadizo). El manchón de pintura parece representar la sangre de la herida"...
- La pintura de yegua embarazada cayéndose en vertical junto a otros animales pintado en el panel principal de la Cueva de Santimamiñe, Basondo, Cortezubi, Guernica, Vizcaya.
- La pintura paleolítica de una yegua embarazada cayéndose en vertical, muy similar en su caída a la bisonta del panel de Santimamiñe, pintada en las paredes de la Cueva Paglicci de Italia, cerca de Siena;
- Las yeguas embarazadas y con flechas clavadas con cuerpo relleno de dibujos metafóricos de aguas de Lascaux, Montignac, río Vézère, Dordoña, este de Francia .
- Los conjuntos de pinturas de bisontes hembras mirando en diferentes direcciones, algunas con flechas clavadas, otras con hoyos con gotas = heridas con sangre del Salón Negro de la Cueva de Niaux, Tarascon-sur-Ariège, Pirineos, sureste de Francia;
- La bisonte con huella de dardo, diferentes motivos y claviformes, de la Cueva de Niaux;
- La figura de osa embarazada con jabalinas clavadas y torrentes de lágrimas saliendo en ojos y nariz, grabada sobre las paredes de piedra de la Caverna de Trois Frères, Montesquieu-Avantes, río Ariège en los Pirineos, sureste de Francia.
- La rinoceronte grabada en piedra de La Colombière con flechas clavadas en su cuerpo (dibujo aportado por Maringer, 1989: 127).
- La escultura en arcilla de osas con heridas rituales de Montespan, Alto Garona (dibujo aportado por Maringer, 1989: 129).
- La figura de un felino tallada en asta de ciervo de la Cueva de Isturitz con arpones y huellas de heridas.
- Las dos figuras femeninas leontocéfalas incompletas grabadas en la plaqueta de hueso hallada en Isturitz, Pirineos Atlánticos con dibujos que simulan lágrimas y una de ellas presenta un arpón.
 
  • B - Entre los motivos de obras de arte datadas en milenios posteriores, que también consideramos propician las lluvias, tenemos descifradas obras como las que citamos a continuación. La mayor parte están datadas alrededor del V milenio adne, ya de la época en que ya estaba inventada la agricultura. Y estarían asociadas al ocaso de Híadas "Las Lluviosas", con similares motivos a los del Paleolítico, pero en las que aparecen figuras que identificamos con la constelación Orión, y que no aparecían con anterioridad:
- La pintura de un animal con una negra jabalina clavada que se sale por el vientre de la Cueva de la Pileta de Benaoján, Málaga.
- La yegua embarazada de la Cueva de La Pileta, Málaga con signos rojos junto a una figura itifálica;
- La Cazadora junto a figura animalística cayéndose pintada en la parte derecha del panel de la Cueva Remigia, La Gasulla en Ares del Maestre, Castellón;
- La pintura de la Cueva de los Moros de Cogull, Lleida en la que hay representadas mujeres, otros animales y una figura itifálica;
- Las figuras del panel de la Cueva del Tío Garroso en el Cerro Felío de Alacón, Teruel en la que sobresale una Cazadora sobre unos puntos entre sus piernas, formando determinado dibujo, acompañada de otros motivos;
- Las pinturas de otras Cazadoras desplazándose a zancadas con arco y flechas de Alacón, Teruel, la del Val del Charco de Agua Amarga, Valdealgorfa, Teruel, la de la Cueva de Obón, Teruel;
- Los glifos de Leirfall, Tröndelag del Norte, Noruega en los que aparecen: figuras humanas, otra con flecha y otra itifálica;
- La pintura que representa a un flecha en el aire en dirección a una alce, en un fiordo de Trondheim / Trondhjem, Evenhus, situado en la península de Frosta, Noruega. En palabras de Maringer (1989, 188): "Flecha lanzada contra un alce que huye".
- La pintura del Pozo de la Cueva de Lascaux, Montignag, Vezèretal, Dordoña, oeste de Francia .
- La pintura rupestre de una Cazadora llamada «Dama Blanca» de Damaraland, Rodesia del Sur, actual Zimbabue .
 
 
Obras de arte propiciatorias de lluvia en el Paleolítico: ocaso vespertino de Híadas antes del otoño (15 de agosto, hoy 1 de mayo) (desfase de 257 días respecto a la fecha actual de tal evento estelar)
 
Yeguas embarazadas desplazándose con flechas clavadas y motivos como aguacero penetrando en línea de horizonte (= cons. Híadas va al ocaso a causa del orto de la cons. Flecha), Lascaux

 

 Figuras femeninas embarazadas leontocéfalas cayéndose en vertical, con lágrimas y flechas grabadas (= cons. Híadas va al ocaso a causa del orto de la cons. Flecha), en plaqueta de hueso de Isturitz

 

Obras de arte propiciatorias de lluvia en el Neolítico: ocaso vespertino de Híadas y Orión antes de la primavera (14 de febrero, hoy 1 de mayo) (desfase 75 días respecto a la fecha actual de tal evento estelar)

 

 Pintura de bisonte hembra con lanza clavada y bolsa de agua en vientre (= cons. Híadas va al ocaso a causa del orto de la cons. Flecha), junto a figura itifálica cayéndose (semilla = cons. Orión / Paredro), y ave sobre bastón (paredro resucitado) del Pozo de la Cueva de Lascaux
Dibujo 4. Pintura rupestre de una Cazadora desplazándose a zancadas (semilla = cons. Orión / Paredro va al ocaso) de Damaraland, Rodesia del Sur, actual Zimbabue

 

En primer lugar estas obras de arte, a pesar de que fueron realizadas alejadas entre sí varios milenios, representan el 14 de febrero y propician la lluvia, cometemos una imprecisión. Nos referimos al hecho de que en realidad deberíamos decir "reflejan el día de fiesta que coincidía con la que tenía la misma situación estelar correspondiente al atardecer del 14 de febrero de hace 5 milenios". O sea el día en que las Híadas "Las Lluviosas" se iba al ocaso al atardecer, fijado hace 5 milenios, en el 14 de febrero. Y hoy tal situación estelar se produce en el atardecer del 1 de mayo.

Deberíamos explicitar que, si una obra de arte fue realizada en el Paleolítico y la otra en el Neolítico, pero ambas utilizan similares elementos para aludir a las mismas constelaciones, deberíamos ser más precisos. En realidad la escena paleolítica sería realizada exactamente hace 18.000 años y reflejaría el evento estelar de Híadas yéndose al ocaso con fecha del 15 de agosto, al final del verano y antes del otoño. Y la neolítica sería realizada exactamente hace 5.300 años, y reflejaría el evento estelar vespertino de las Híadas "Las Lluviosas" yéndose al ocaso al final del invierno y antes de la primavera: el 14 de febrero. Hoy el mismo hecho astronómico de Híadas "Las Lluviosas" yéndose al ocaso tiene lugar el atardecer del 1 de mayo. O sea que estarían separadas entre sí justamente seis meses.

De donde se deduce más exactamente que los milenios en que fueron realizadas las obras de arte con motivos que aluden metafóricamente al fenómeno de la lluvia, fueron realizadas, bien alrededor del año 16000 adne las paleolíticas, o alrededor del IV milenio adne las neolíticas. Sólo en cualquiera de estos casos, el ocaso de la constelación Híadas "Las Lluviosas" era coincidente con el fenómeno benéfico de las lluvias en tiempo de bonanza climática: en el Paleolítico al final del verano, y en el Neolítico al final del invierno. Entonces era coincidente con el fenómeno de las lluvias necesarias para el crecimiento de la vegetación y la germinación de las semillas. Y lluvias a las que alude semánticamente, y cuando fue bautizada esta constelación Híadas "Las Lluviosas", que desde luego no fue con carácter arbitrario. (Y lluvias que no se referían a las que tenían lugar en el invierno en el hemisferio norte, cuya agua hace crecer los ríos, y ha sido concretizado desde la más remota antigüedad, en obras de arte como figuras femeninas con vasijas, metáfora del agua que la Madre Naturaleza volcaba desde el cielo).

Explica el hecho de que estén separadas casi 13 mil años, y no 26.000 que serían los que deberían de transcurrir para que se repitiera el ciclo del precesion equinoccial del año cosmico, el hecho de que sea también seis meses los que separarían el ocaso entre Híadas antes de la primavera y el ocaso de Híadas antes del otoño, fechas en las que se inician los dos períodos en que la vegetación surge y la Naturaleza se renueva. En el caso de las neolíticas, tras el frío invierno, y en el de las paleolíticas, tras el seco verano, en los que se podían propiciar las lluvias generadoras y benéficas para el resurgir de la vegetación. Por lo que a pesar de que la misma configuración estelar esté separada en el tiempo seis meses, da la casualidad que son dos momentos del año en que es semejante el clima esperado: tiempo de bonanza y lluvias para que la vegetación se renueve.

Frente a la pregunta del por qué debían preocuparse nuestros ancestros de la Edad del Hielo, hace 18.000 años, de que lloviese, si aún estaban en período de glaciación, he de recordar que precisamente en este período, tras la última glaciación hace unos 24.000 años, durante la transición climática, mientras los glaciares van retrocediendo, en las tierras liberadas a causa del deshielo, se empieza a repoblar con la flora de esa época. Pero en los territorios liberados, aún falta algunos milenios para que la estepa y la tundra sea colonizada por árboles y se produzca la gran expansión de los bosques, que posibilite el aumento de animales comestibles, en estas regiones boscosas.

De forma que nuestros ancestros artistas al final del período glacial (Solutrense), residentes en regiones en donde aún impera un clima seco, "inventan" el arte parietal de las cuevas maternales, a la vez que las prácticas religiosas basadas en las más arcaicas mitologías, con las que intentan convencer "mágicamente" a la Divinidad Maternal, para que los proteja y alimente, como una Madre protege y alimenta a sus hijos. Y para ello es primordial que envíe la lluvia necesaria para que la hierba crezca, para que los animales herbívoros, susceptibles de ser comidos, estén bien gordos y se multipliquen, y para que haya suficientes vegetales, alimento imprescindible para pueblos recolectores.

Y curiosamente en este período del Paleolítico, piden que llueva al final del verano, cuando tras el seco y caluroso verano, las lluvias antes del otoño van a propiciar el resurgir de la vegetación [no como en períodos posteriores con un clima más templado, que necesitan que llueva tanto al final del invierno, para que estas lluvias produzcan el resurgir de la vegetación en la primavera, con la llegada del buen tiempo, y haya cosecha de la primera época agrícola (frutas de verano). Como también necesitan que llueva al final del verano, para que las lluvias antes del otoño permitan el resurgir de la vegetación y haya cosecha en la segunda época agrícola (frutas de invierno)].

De ahí que las pinturas en cuevas realizadas en el Paleolítico: en Altamira, Lascaux.... tengan carácter mágico y sean propiciatorias de lluvia después del verano y aseguradoras del aumento de la vegetación, dependiente de la lluvia, para conseguir mejora en la alimentación, que es este período es de caza de animales herbívoros y recolección de vegetales y frutos silvestres.

Mientras que las obras de arte neolíticas: arte rupestre del Levante español y otras, fueron realizadas por pueblos que se alimentaban ya de la agricultura, y propiciarían la lluvia para hacer germinar la semilla enterrada. De ahí que ya aparezca la figura humana mitológica del panteón Neolítico: femenina o masculina fálica representante de la semilla que germina y protagonista de la historia de la agricultura. Y que es representada desplazándose a zancadas, o cayéndose o muriendo a causa de flechas clavadas (= cons. Orión va al ocaso coincidiendo con orto de Flecha), ya que concretiza al paredro de la Diosa Madre, que como semilla muere y resucita y que narra la historia de la agricultura.
 

 

Pintura del techo de la Sala de los Policromos de la Cueva de Altamira. Jabalí frente a aglomeración de bisontes hembras erguidas y caídas agonizantes, yegua embarazada y ciervas

La explicación y la correspondencia de animales y constelaciones la mostramos de manera sintética en el mapa a continuación. Reflejaría la situación estelar de las constelaciones de Las PléyadEs, Las Híadas y Las Hespéridas de la configuración de Tauro, el atardecer del 15 de agosto de hace exactamente 18.144 años, al final del verano y antes del otoño (25.770 x 257 / 365 = 18.144), cuando se iban al ocaso, coincidiendo con el orto de Escorpio. Ese evento estelar hoy tiene lugar el atardecer del 1 de mayo.

 
 
 Configuración estelar del cielo sobre el horizonte mirando al norte el atardecer del 15 de agosto de hace 18.144, idéntico a la del atardecer del 14 de febrero de hace 5.300 años (hoy tal hecho astronómico tiene lugar el atardecer del 1 de mayo), representada simbólicamente por la pintura del techo de la Sala de los Policromos de la Cueva de Altamira. Jabalí: representación metafórica de la aparición por el este de Escorpio; enfrentada a rebaño de bisontas cayéndose: representación metafórica de la aglomeración de estrellas de Las Pléyades que se van al ocaso / muriéndose; cierva: representación metafórica de Las Hespéridas que se va al ocaso; yegua: representación metafórica de Las Híadas "Las Lluviosas" (las tres constelaciones forman la configuración de la Vaca / Tauro)
Aunque algunas de estas obras neolíticas están datadas por los  Historiadores de manera imprecisa alrededor del V milenio adne y otras en el IV milenio adne, consideramos que por la temática y símbolos, tuvieron que ser realizadas en el IV milenio adne, por lo que la datación de los historiadores no sería exacta. Más preciso sería datarlas alrededor del año 3300 adne, justo en el momento en que tal hecho astronómico tenía lugar: la constelación Híadas "Las Lluviosas" se iba al ocaso el 14 de febrero al atardecer y surgía la constelación Flecha (hoy tal evento tiene lugar el 1 de mayo), y era coincidente con el fenómeno de las lluvias, propiciatorias de la germinación de las semillas.

Y serían realizadas por pueblos agricultores del final del Neolítico, con las que narran la historia de la agricultura de la primera época agrícola, justo en el milenio en que tal hecho astronómico tenía lugar.

Desde luego ninguno de estos modelos que han sido consideradas "escenas de caza" por muchos historiadores, en los que aparecen figuras de cazadoras o animales con venablos clavados, tanto paleolíticas como neolíticas, tenían finalidad de propiciar o asegurar la caza. Nosotros discrepamos de esta "teoría", al igual que divergía Leroi-Gourhan desde que la puso en entredicho ya hace casi medio siglo, a pesar de que se siga defendiendo, aún en contra de las evidencias que la niegan.

Hay varias razones que lo evidencian: la primera es que los animales representados en las escenas artísticas, no son los que servían de alimento a los artistas que las realizaron. Y la segunda es que muchas obras están realizadas por pueblos que no se alimentaban de la caza, así que no existía ningún interés en asegurarla.

La primera evidencia científica la aporta el estudio de los restos de comidas dejados por lo autores de las pinturas de escenas de animales. Se preguntaba Leroi-Gourhan en (1983, 76): "¿por qué no hay más que una única representación del reno en Lascaux, mientras que está presente con exclusividad entre los restos óseos, restos de comidas que cubrían el suelo de la cueva?"

También se preguntaba: "Por qué los animales señalados con heridas en puntos vitales son una fracción restringida de las figuras, mientras que la práctica de la magia habría dejado suponer que la totalidad de los animales deberían estar señalados de ese modo con el signo mortal?

Su imitadora Blasco coincide cuando afirmaba en (1992, 22) "faltan representaciones de caza de especies menores, como puede ser el conejo, y por los restos osteológicos analizados en muchos yacimientos sabemos que es habitual entre los desechos domésticos."

Y Delporte en (1982, 282) repite: "... en Lascaux, el caballo es tema utilizado generosamente en pinturas y grabados parietales, mientras que la fauna consumida... fue el reno; en el arte mobiliar de la cueva de La Vace es también el caballo el más corrientemente representado, aunque entre la fauna recogida... el caballo no aparezca... Estos dos ejemplos muestra, pues, que el acudir exclusivamente a la magia de la caza para explicar las razones del arte rupestre y mobiliar prehistórico no sólo es simplista, sino incluso y sobre todo erróneo..."

También los hallazgos científicos evidencian que es falsa la hipótesis que defendía que estas "escenas de caza" reflejasen escenas de la vida cotidiana, ya que la tarea más habitual en el Neolítico, era la relacionada con la agricultura o la cría de ganado.

De forma que tras analizar los diferentes atributos de miles de obras de arte simbólicas desde una perspectiva interdisciplinar, nos avala las evidencias encontradas, para que demos otra explicación para las llamadas impropiamente "escenas de caza" y otras escenas artísticas y simbólicas prehistóricas: tienen contenido figurado.

Nuestros ancestros las realizaron porque estaban convencidos de que con ellas podrían asegurar "mágicamente" la principal necesidad humana: la alimenticia, pero de manera metafórica. En principio necesidades alimenticias de una sociedad con una economía basada en la recolección de vegetales, que con toda seguridad era llevada a cabo por parte de la mujer recolectora de frutos, semillas, cereales, bayas, miel... (lo evidencia la arqueología y el estudio de las sociedades primitivas actuales de recolectores y cazadores. ) y de caza de animales herbívoros, y más tarde basada en el cultivo vegetal por parte de las agricultoras .

Precisamente los mitos históricos nos dan las claves para descifrar las representaciones artísticas prehistóricas de animales, cazadoras y cazadores itifálicos, ya que en los mitos aparecen figuras paralelas. Y por tanto las figuras representadas en escenas artísticas simbólicas, serían en realidad concreciones de los protagonistas Divinos de las mitologías agrícolas heredadas. Y representarían también a las más arcaicas Sacerdotisas y a los primeros Sacerdotes que empezaron a compartir las funciones de culto y las ceremonias de Fertilidad, en honor de la Gran Diosa y su paredro mortal Deificado.

El hecho de que los Sacerdotes más arcaicos que participaban en los cultos religiosos de los panteones históricos, se autoemasculaban y se convertían en eunucos, evidencian que lo hacían para representar al paredro (castrado) de la Diosa de los mitos religiosos. Y esta emasculación serviría para explicar la presencia de tantas figuras itifálicas que aparecen en las manifestaciones artísticas en posiciones inestables o cayéndose.

En realidad la figura itifálica de las pinturas levantinas no representaría ningún poder fecundante, al igual que tampoco cumplía tal función los paredros de la Diosa de religiones agrícolas históricas. Sino que sería antecesora de la figura masculina que como ser mortal iba a sufrir un accidente en el que iba a terminar castrado antes de morir, llamado en diferentes panteones: Atis, Adonis, Eshmund, Osiris, Combabo, Pwyll, Pelles, El / Elkersunisa, Dumuzi / Duzi, Adonis, Tammuz-Adonis... Y este paredro era el hijo o el amante o el esposo o el hermano de la Gran Diosa: Cibeles, Militta, Astarté, Isis, Afrodita, Rhiannon, Istar, Inanna, Enyoma, Ninni-Ishtar... Paredro que moriría a causa de la Diosa, pero que a la vez ella lo lloraría, resucitaría, y en las panteones terminaba por ser Deificado como personificación de la semilla que muere y resucita.

Asimismo el papel de paredro lo jugaría también algunas cazadoras heridas o desplazándose a zancadas que aparecen en las pinturas de los paneles levantinos o de otros lugares del universo. Y que también serían antecesoras de figuras mitológicas de los panteones históricos. Paredras que iban a morir o a ser raptadas e iban a resucitar gracias a su Madre Divina: así la Diosa Afrodita iba a salvar a la cazadora Britomartis, Afrodita / Pasifae a Ariadna, Axieros a Axiokersa, Ceres a Perséfona o a Libera o a Ferefata, Cibeles a Misa / Mises, Cotito a Proserpina, Cuerauáperi a Xaratanga, Damia a Auxesia, Dana a Aranrhod, Eithinoha a Onatag, Freia a Idunna, Hercina a Proserpina, Ixmucana a Ixquic, Kerri a Lúufri, Krumina a Nigola, Lusia a Robigo, Mari a Basa Grande, Prithivi a Bhavani / Kali, Retia a Acavister, Sena a Galia, Diosa hindú Tierra a Sita, Tailtiu a Lugna...

Y siendo todos, protagonistas metafóricos de la historia de la agricultura, cuyas aventuras codificaban las etapas por las que pasaba la agricultura, desde que se enterraba la semilla (paredro,-a muerto,-a), germinaba la vegetación y florecía gracias a las lluvias (paredro,-a resucitaba tras ser llorado,-a por la Madre Divina) y seguía hasta que se recolectaban los frutos de la cosecha. Y cuya muerte y resurrección se conmemoraba en fiestas de siembra (dos al año, de los dos períodos agrícolas), y su nacimiento en fiestas de recolección (también dos al año).

La mayor parte de las escenas artísticas estaban realizadas en dos períodos concretos: A: alrededor del año 16000 adne y B: alrededor del IV milenio adne, y consideramos que ambas eran sincrónicas con el clima. Pero también otras obras C: datadas en el Ier milenio adne, seguían presentando las mismas asociaciones constelaciones-fenómenos de antaño, aunque en realidad en ese momento histórico ya no había sincronía entre las constelaciones-fenómenos asociadas a situaciones estelares, que habían sido fijadas 2.500 años antes, cuando se daban de forma simultánea en determinados días de fiesta, y anunciadores de determinadas tareas agrícolas.

Estos fenómenos asociados a constelaciones, están representadas en escenas de anillos y sellos de oro, calderos de plata y en vasijas metálicas datadas desde el siglo VIII adne, cuando los más arcaicos talleres de metalurgia existentes, junto a los Santuarios de Diosas (servido en principio exclusivamente por Sacerdotisas), aún estaban en manos femeninas: "... hay que exponer que en los templos erigidos a las diosas de la Vida aparecía la ligazón invariable de lo femenino con la riqueza y los objetos materiales, sobre todo cuando originariamente la fabricación de monedas tuvo lugar en los centros cultuales a las diosas-madres." (M. Teresa G. Cortés, 1993: 24). También están presentes en las más antiguas monedas emitidas, desde su invento, y que sería obra femenina, según lo evidencia la temática, así como algunas fuentes antiguas. Ejemplo la cita aportada por Carmen Herrero de lo que declaraba Julius Pollux, en su Onomasticón, en el siglo II dne, que comenta la posibilidad de que la moneda hubiese sido inventada por una mujer. En palabras de Herrera (1994: 32): "Quizás algunos creerían ambicioso investigar esta cuestión si las primeras monedas fueron acuñadas por (...), o por Demodice de Cumas..."

Por ejemplo hay obras de arte realizadas en el siglo VII adne, que representa el evento estelar de la Canícula coincidente con el fenómeno esperado de la canícula, cuando tales hechos sólo habían sido simultáneos en el año 3300 adne, en el solsticio de verano. Por lo que no tenía sentido seguir en el Ier milenio adne, con la asociación de la constelación Canícula para prever el tiempo atmosférico de la canícula, ya que ésta se presentaba un mes después del solsticio de verano, es decir casi a final de julio. Y si de ese conocimiento dependía la recolección de frutos en los campos, si se recogía un mes después del momento adecuado, ya estarían demasiado maduros.

También hay obras de arte realizadas en el siglo V adne, con motivos que consideramos son propiciatorias de lluvias, y asociado a determinada situación de la constelación Híadas "Las Lluviosas", cuando tales hechos habían dejado de ser simultáneos. Un ejemplo es la escena de la marmita de plata hallado en Jutlandia, en Gundestrup  (datada por unos historiadores en el siglo V adne / y por otros en el I adne).

 

 Figura femenina con cabellos como torrentes de agua (asociados al fenómeno de lluvia coincidente con el ocaso de la constelación Híadas "Las Lluviosas"), junto a figura caída (representación del paredro muerto y del ocaso de la constelación Orión), escena grabada en la marmita de plata de Jutlandia, Gundestrup, Dinamarca, datada en el siglo V adne / el I adn
 

En esta obra aparecen los cabellos femeninos como torrentes de agua, metáfora funcional de lluvia antes de la primavera, asociados al ocaso de la constelación Híadas "Las Lluviosas". Y además aparece una figura caída, representativa de la semilla que muere y gracias a las lluvias resucita (proceso al que aludiría las aves, imagen del paredro resucitado volando con sus alas y de la constelación Cisne, como Divinidad de la primavera).

Esta obra de arte narra el proceso agrícola antes de la primavera, iniciado con el enterramiento y muerte de la semilla en el período de siembra y que identificamos asociada al ocaso vespertino de la constelación Orión / la muerte del paredro, hasta el resurgir de la vegetación / la resurrección del paredro. O sea que refleja el proceso del atardecer del día de fiesta que tenía la misma situación estelar correspondiente el atardecer del 14 de febrero de hace 5 milenios, al 1 de marzo (hoy tales eventos estelares tienen lugar del 1 al 15 de mayo, y en el siglo V adne tendría lugar del 28 de marzo al 12 de abril).

De forma que representa el evento estelar de las constelaciones Orión e Híadas yéndose al ocaso. Pero dado que fue realizada en el siglo V adne, cuando las lluvias antes de la primavera, no eran coincidentes con el ocaso de Orión (que en ese momento tendría lugar el 28 de marzo), manifiesta que su representación no estaba de acuerdo con el clima.

Esto pondría de manifiesto que las artistas lo hacían a) por desconocimiento, o b) sabían el error que cometían, pero lo mantenían por intereses de poder.

a) Así que l@s autor@as de estas obras de arte (y de otras muchas del Ier milenio adne) que asocian constelaciones con fenómenos que tuvieron lugar 2.500 años antes, lo hacían porque no conocían su fundamento astronómico, porque accedieron a este conocimiento de forma incompleta y así lo mantenían y transmitían sin modificar.

Y este desconocimiento explicaría que los siguiesen reflejando en obras de arte, al igual que seguían realizando rituales inspirados en las asociaciones constelaciones-fenómenos de antaño y en mitos. Todos con la finalidad de pedir "mágicamente" a la Divinidad que creían que estaba al frente del mundo, los fenómenos benéficos para la agricultura, o para pedir protección contra las consecuencias maléficas de los fenómenos, a lo largo de los días de fiesta del año. Al no ser astrónomas expertas, no podrían saber que en los días de fiesta, que habían sido fijados en el año 3300 adne, ya no eran sincrónicos determinados fenómenos meteorológicos con la constelación asociada (dada la precesión).

b) O bien  sí que sabían que la asociación fenómenos-constelaciones de antaño ya no era exacta, pero preferían seguir con la misma mitología y la misma estructura festiva de los rituales agrícolas y de sus representaciones artísticas por intereses de poder. Dado que sabían que sus previsiones meteorológicas no eran exactas al 100 x 100, sino con cierta probabilidad, podían seguir usando todo el cuerpo de conocimientos, pero corrigiendo el desfase entre constelación y fenómeno asociado, guiándose más por el momento del año en que estaban, y por tanto con el fenómeno climático esperado.

Y ello explicaría que mantuviesen las mismas fechas festivas para celebrar sus rituales agrícolas, con la finalidad de pedir los fenómenos coincidentes con el momento del año en que se encontraban, aunque no coincidentes con las constelaciones estelares que habían dado origen a la asociación constelación-fenómeno, y en los que se habían inspirado para inventar sus ritos.

Es decir que los creyentes de religiones paganas a partir del año 3300 adne, empezaron a cometer los mismos errores que cometieron algunos siglos después los cristianos, celebrando las fiestas en las fechas "fijadas" en el año 3300 adne. Pero cuando en esos precisos días, las situaciones estelares ya no eran coincidentes con los fenómenos asociados, dado que se iba dando un desfase entre constelaciones y fenómenos esperados a lo largo de los siglos.

Ellos como los cristianos, celebrarían las fiestas, por ejemplo para pedir la protección contra los calores "caniculares", en la fecha adecuada para ello: en el solsticio de verano, de acuerdo con el clima: cuando aparecían los calores "caniculares", pero no coincidentes con el orto matutino de la constelación Canícula, sino adelantado x días respecto al evento (dado que el fenómeno "canicular" asociado la constelación Canícula sólo se dio en el año 3300 adne, cuando ambos se dieron de forma sincrónica).

Así por ejemplo en el año 2000 adne, las fiestas contra los calores "caniculares", las celebrarían en el solsticio de verano, mientras que el orto matutino de la Canícula se producía el 9 de julio, con un desfase de 18 días respecto al evento del año 3300 adne. En el siglo VII adne, celebrarían las fiestas contra los calores "caniculares" igualmente cuando era esperado según la estación del año: en el solsticio de verano, mientras que el orto de Canícula se producía el 29 de julio, con un desfase de 38 días. Igualmente, en el siglo VII adne, el ritual sagrado de "dar de beber" a perras para que saciaran por fin su sed "canicular" y la canícula no fuera tan furiosa, lo harían en el solsticio de verano, cuando se esperaba el calor abrasivo, mientras que la aparición de la constelación de la Canícula tenía lugar 38 días después, y en el siglo IV adne, el ritual lo celebrarían también en el solsticio de verano, de acuerdo con el clima, aunque la aparición de la constelación de la Canícula fuese en agosto.

E igual pasaría con otras rituales para pedir la lluvia antes de la primavera, en determinado día de fiesta: se pediría que lloviese acorde con el clima, matando a toros con flechas o a espada para pedir la lluvia, x días antes de que el ocaso de Híadas "Las Lluviosas" de Tauro se produjese.

De forma que tanto el ritual de dar "dar de beber" a perras para que saciaran por fin su sed "canicular" o el de matar a "toros" con "flechas" o a espada para pedir la lluvia, son rituales nacidos inspirados en las constelaciones que aparecían en determinados días de fiesta del año 3300 adne. Y se mantuvieron durante miles de años, aunque las fiestas se celebrasen en fechas cuyas situaciones estelares no eran coincidentes con las del origen.

Es decir que celebraban las fiestas en las mismas fechas en que fueron fijadas en el año 3300 adne: 21 de marzo, 21 de septiembre, 21 de junio, 21 de diciembre, 24 de junio, 25 de diciembre, 14 de febrero, 15 de agosto, 1 de junio, 1 de diciembre... pero no acorde con las situaciones estelares de cuando fueron fijadas. Esperarían que la Divinidad, a pesar de todo los entendería ;-)).

Las  fiestas de solsticios

Sabemos que las diferentes religiones agrícolas Mistéricas de principios de época histórica, son herederas de la más arcaica religión matriarcal, y además sabemos que las religiones judía o cristiana se fundamentan en las religiones precedentes cananeas y en otras religiones agrícolas Mistéricas. Es decir que los rituales, los mitos, los días de fiestas... de diversas religiones, tienen un origen común, y cada religión los adapta a los intereses del pueblo que lo inventa.

Los mitólogos de religiones posteriores a las "paganas prehistóricas", al reelaborar e inventar los mitos de nuevas religiones no entendieron completamente las metáforas en que se basaban, y cometieron ciertos errores. Y asimismo los mitólogos actuales, exégetas de diversas religiones, siguen cometiéndolos.

Uno de los errores que siguen cometiendo los exégetas actuales, es que creen que las Diosas Vírgenes de diferentes panteones eran Madres de la Divinidad del Sol, y los parían en los solsticios. Y así por ejemplo Husain (1997, 158) recoge la información de que la fiesta: "Yule marca el solsticio de invierno, período del año en el que tradicionalmente las diosas madres -ya fuera la cananea Astarté, la mesopotama Istar, la egipcia Isis o la griega Mirra- parían al sol."

E igual error de confundir la fiesta del solsticio de invierno del 21 de diciembre con la fiesta agrícola del 25 de diciembre, en que la Diosa daba a luz, comenten los redactores del Universo dirigidos por Tempesti cuando dicen (1982, 1664): "La fecha del nacimiento, está, por lo tanto, ligada al antiguo culto al Sol y es la de Dies Natalis Solis Invictis, fiesta del Sol que renace todos los años y que el siglo III d. C. se fijó en el 25 de diciembre, considerado erróneamente como el día de solsticio de invierno."

Y asimismo caen en error Hara y Andrea cuando dicen (1999, 50): "También la religión de la divinidad asiática Mitra, celebraba después del solsticio de invierno, el 25 de diciembre, la regeneración del vigor del Sol."

También interpreta erróneamente que las Diosas "parían al sol" Callejo (2000, 69) cuando afirma: "La verdad es que tanto el papa Liberio, como todos los exegetas de la época, sabían perfectamente que el 25 de diciembre era muy conveniente para sus propósitos, puesto que en ese día nacían casi todos los dioses solares jóvenes: Osiris, Atis, Horus, Apolo, Mitra, Dionisios /Baco (llamado El Salvador), Serapis o Krisna."

Hara y Andrea sin embargo aclaran que había una diferencia entre las fiestas de solsticios y las de nacimientos de bebés al hablar de las fiestas Saturnalias: "En resumen, culturas diferentes y lejanas celebraban el solsticio de invierno estableciendo inmediatamente después la llegada al mundo de sus divinidades." O sea que estos autores dan la pista de que eran dos fiestas diferentes, celebradas una a continuación de otra.

En los diferentes casos, a pesar de que los exégetas consideren que Jesús, Horus, Mitra, Atis, Apolo, Krisna... personifican el sol y eran paridos por Madres Vírgenes en los solsticios, en realidad están interpretando de forma errónea metáforas agrícolas que no entendieron.

a) Fiestas de solsticios

Y así sería más exacto decir que las fiestas de los solsticios celebran las posiciones que ocupan el sol en ciertos momentos del año: 21 de diciembre y 21 de junio, cuando el sol ascendente o descendente nace por un punto de la eclíptica / ecuador celeste más alejado, y cada uno marca el día más corto o el más largo del año. Indicando los dos momentos en que se halla más lejos del ecuador terrestre, cuando el sol en el solsticio de invierno (el sol declinante alcanza su mínima altura sobre el horizonte) hace su recorrido durante el día por debajo del ecuador terrestre y hace más frío, o cuando en el solsticio de verano lo hace por encima y hace más calor.

Y a estas posiciones, cuando empieza su ascensión o su descenso, se refieren con la expresión "el sol se renueva". De ahí que algunos mitólogos lo confundan e interpreten con el nacimiento de la Divinidad solar. Y a estas fiestas de solsticios separadas seis meses se referirían el "Eguskiberri" "Sol Nuevo" y el "Eguski Saindua" "El Sol Santo". Estando el sol personificado en estas fiestas vascas por la Diosa Eguzki / Ekhi / Egusti / Iguzki. Y que los mitólogos identifican erróneamente con la "Navidad" cristiana, que celebra el "Nacimiento" de Jesús (cuyo nacimiento encierra una metáfora agrícola).

En realidad los que identifican las fiestas de solsticios con las de las nacimientos de ciertos Héroes como una sola fiesta están mezclando la interpretación de lo que celebraba la fiesta del solsticio en relación a cierta posición del sol, con metáforas agrícolas que encierran las fiestas de nacimientos virginales de bebés.

b) Fiestas de "Nacimientos"

Mientras que las fiestas de "Nacimientos" de hijos-as de Diosas Madres Vírgenes, se referiría a las celebradas el 25 de diciembre y el 24 de junio, que seguían inmediatamente a las de solsticios de invierno y de verano. Y a estos días se referirían con las fiestas de "Nacimiento" de Mitra, las "Natividades" de Jesús y Juan, o cuando las Diosas Madres: Astarté, Istar, Isis, Mirra, Cibeles, Maya... parían a sus respectivos hijos (bien como frutos de cosechas de verano o de invierno).

El hecho de que los mitógrafos patriarcales hayan interpretado a: Horus, Mitra, Atis, Apolo, Krisna... como personificaciones del sol, se debe al secretismo de la doctrina matriarcal de la religión Mistérica, doctrina religiosa de carácter metafórico y mantenida desde la Prehistoria de forma secreta en manos de Sacerdotisas, que lo transmitían a las personas elegidas para ser iniciadas.

Y este conocimiento analógico no pasaría directamente a los Sacerdotes, por lo que no accedieron a todos los secretos. De ahí que a partir de cierto momento elaboraron nuevos mitos y dieron explicaciones fantasiosas, supersticiosas y erróneas de los hechos religiosos.

[De la misma forma, los varones al apropiarse en exclusiva del ejercicio del sacerdocio, también mantuvieron en secreto sus conocimientos. Y así se sabe que el plebeyo Cneo Flavio en el año 304 robó las claves que determinaban las fechas de diferentes eventos y las hizo públicas para que todos pudieran hacer sus previsiones, por los que según Ramos Perera (2000, 56): "Ante ello los sacerdotes y patriarcas no tuvieron otro opción que ceder y hacerlo público."]

Y así los Sacerdotes varones de principios de época histórica, no llegaron a interpretar que en la mitología matriarcal, se consideraba que los diferentes protagonistas de los mitos se identificaban con estrellas y constelaciones, siendo además las estrellas y constelaciones consideradas "Pequeños Soles". Aún hoy día existen autores que también denominan "sol" a algunas estrellas muy brillantes de la bóveda celeste. Así, leemos en la Enciclopedia U., Tomo 9 (1988, 499) de la estrella Arctosoura, hoy conocida como Arturo: "... la estrella Arturo, brillante sol del hemisferio boreal, de color variable..."

Así que no tiene nada de extraño que malinterpretaron erróneamente los mitos en los que se identificaban los protagonistas con estrellas y constelaciones, consideradas "Pequeños Soles", como personificación del sol. Y ello está en el origen de que malinterpretasen el hecho de que cuando nacía un hijo de la Diosa, metáfora agrícola de la recogida de los frutos, asociado a ciertas posiciones de las estrellas y constelaciones "Pequeños Soles", con la falsa idea de que la Diosa paría el sol.

De forma que el "Nacimiento" de un bebé Divino el 25 de diciembre encerraba una metáfora agrícola, asociada a la aparición vespertina de la estrella Espiga de Virgo (y de la constelación "Pequeño Sol" Crátera), coincidente con el tiempo de recolección de frutos de invierno. Y había otra fiesta de el "Nacimiento" de un bebé Divino el 24 de junio, tiempo de recolección de frutos de verano (y de la constelación "Pequeño Sol" Acuario).

COROLARIO

En estas reflexiones hemos expuesto datos que corroboran que cuando las constelaciones Can Mayor / Canícula, Híadas "Las Lluviosas", Cáncer... (cuyo nombres se conservan desde la Prehistoria, antes de Tolomeo), fueron bautizadas no se hizo con carácter arbitrario, sino porque algunas de sus posiciones eran coincidentes con un fenómeno meteorológico con el que estaba relacionado semánticamente en el momento en que fue denominada: calor canicular asociada a determinada posición de la constelación Canícula, lluvias a la constelación Híadas "Las Lluviosas", enfermedades que "se mueven como los cangrejos / cánceres" a la constelación Cáncer...

Y estas posiciones serían fijadas hace 5.300 años, porque sólo entonces se dieron las asociaciones entre fenómenos astronómicos y meteorológicos, tal como ha sido heredado. Y parte de este conocimiento fue mantenido desde entonces por el cuerpo sacerdotal de las religiones Mistéricas de principio de época histórica, así como por artistas que los reflejaron en obras de arte y por participantes de los rituales sagrados de carácter agrícola de los días de fiesta, que los celebraban en las mismas fechas fijadas en el año 3300 adne.

 


Situaciones estelares de los 22 días de fiesta fijados hace 5.300 años y fenómenos coincidentes

 

22 Días de fiesta

Orden de la primera mitad de la 1º época agrícola. Días: 3, 14, 29, 50, 82, 90, 100, 122, 142, 145, 155 (bisiesto) (182 días).

Orden de la segunda mitad de la 2º época agrícola. Días: 3, 15, 32, 52, 84, 93, 102, 123, 143, 147, 159 (184 días).

 

 

1º época agrícola

 

3

 

3 febr

 

14

 

14 febr

 

29

 

1 mar

 

50

 

21 mar

 

83

 

23 abri

 

90

 

1 may

 

100

 

10 may

 

122

 

1 jun

 

142

 

21 jun

 

145

 

24 jun

 

155

 

7jul

 

1ª F

 

2ª F

 

3ª F

 

4ª F

 

5ª F

 

6ª F

 

7ª F

 

8ª F

 

9ª F

 

10ª F

 

11ª F

 

2º época agrícola

 

3

 

3 agos

 

15

 

15 agos

 

32

 

1 sep

 

52

 

21 sep

 

84

 

23 oct

 

93

 

1 nov

 

102

 

10 nov

 

123

 

1 dic

 

143

 

21 dci

 

147

 

25 dci

 

159

 

5 ene

 

12ª F

 

13ª F

 

14ª F

 

15ª F

 

16ª F

 

17ª F

 

18ª F

 

19ª F

 

20ª F

 

21ª F

 

22ª F

 

Existe un paralelismo de los días de fiesta de los bloques de seis meses, que se iniciaban el 1 de febrero y el 1 de agosto, que completan un año.

 

Aunque hoy día las estaciones comienzan con los solsticios y equinoccios: el 21 de marzo, 21 de junio, 21 septiembre y 21 de diciembre, según nuestras investigaciones en época arcaica, las cuatro estaciones se iniciaban: la primavera: el 1 de marzo, el verano: 1 de junio, el otoño: 1 de septiembre, el invierno: 1 de diciembre (fechas que correspondían con las mismas situaciones estelares correspondientes a las fechas de hace 5.300 años que hoy ocupan respectivamente el: 15 de mayo, 15 de agosto, 15 de noviembre, 15 de febrero).